Redacción EC

El de Inglaterra y su esposa visitaron el martes una exhibición que conmemora los 100 años del nacimiento del ex presidente sudafricano Nelson Mandela.

Los duques de Sussex asistieron a la inauguración en Londres la exposición "Nelson Mandela Centenary Exhibition" en honor a Mandela, fallecido en el 2013.

El príncipe Harry Meghan recorrieron la exposición, ubicada en el Southbank Centre de la capital británica, a orillas del río Támesis, donde coincidieron con una de las nietas del que fuera líder en la lucha contra el régimen racista del "apartheid", Zamaswazi Dlamini-Mandela.

La familia real británica llegó a mantener una estrecha relación con el que fue el primer presidente negro de Sudáfrica, tanto es así que, según reveló su hija Zindi Mandela, llamaba "Lizzie" a la reina Isabel II.

No es la primera vez que el hijo pequeño del príncipe Carlos y la fallecida Diana de Gales acude a un acto relacionado con Mandela.

En el 2008 visitó la celda de Robben Island donde Mandela pasó 18 de sus 27 años en prisión y en el 2015 visitó sus oficinas y conoció a su viuda, Graca Machel.

El director de la exposición londinense, Lord Hain, manifestó en la inauguración que "Londres fue el centro de la lucha 'antiapartheid'" porque, según explicó, fue en esta ciudad donde el "íntimo compañero de Mandela, Oliver Tambo, vivió y lideró la lucha mundial".

"Pensamos que para conmemorar el centenario de Mandela debía haber una exposición en Londres", comentó, al tiempo que dijo sentirse "encantado" con la presencia de los duques en la inauguración.

La muestra hace un recorrido por la vida del premio Nobel de la Paz desde su época de activista hasta convertirse en el primer presidente de la democracia multirracial sudafricana (1994-1999).

La exposición podrá visitarse hasta el próximo 19 de agosto.

Mañana se conmemora el centenario del nacimiento de Mandela, quien falleció el 5 de diciembre del 2013, a los 95 años de edad. 

Fuente: Reuters / EFE