Tras anunciar que la prueba de a la que se sometió salió positiva, el presidente de Brasil reveló que se está tratando con hidroxicloroquina y azitromicina, dos fármacos cuya efectividad divide a la comunidad científica por la falta de pruebas sobre sus resultados y provocado controversia mundial.

MIRA: Jair Bolsonaro se jacta del coronavirus tomando hidroxicloroquina para tratarse | VIDEO

Indicada para casos de malaria y lupus, la hidroxicloroquina fue uno de los primeros remedios en ser considerados como un posible tratamiento contra el nuevo coronavirus.

Su impulsor fue el médico francés Didier Raoult, quien aseguró en abril que había tratado a algunos de sus pacientes en Marsella con dicho fármaco obteniendo resultados prometedores. A inicios de mayo, un estudio publicado en la revista International Journal of Antimicrobial Agents señalaba que el uso de hidroxicloroquina y azitromicina lograba reducir y eliminar la carga viral de las personas afectadas por el nuevo coronavirus.

Por esas fechas, hasta el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó que tomaba hidroxicloroquina a pesar de no portar el coronavirus. “Escuché muchas buenas historias”, dijo entonces.

Sin embargo, a principios de junio, un ensayo clínico liderado por la Universidad de Minnesota en Estados Unidos y Canadá indicó que tomar hidroxicloroquina no era eficazcontra el virus.

Un estudio realizado por el Centro Médico de la Universidad de Vanderbilt en Nashville reveló, además, que el uso de hidroxicloroquina y azitromicina incrementa el riesgo de muerte en pacientes con cáncer y COVID-19.

Un trabajador de la salud sostiene paquetes de cloroquina e hidroxicloroquina, dos medicamentos existentes que se están probando como tratamientos para el COVID-19. (Foto: Gerard Julien / AFP)
Un trabajador de la salud sostiene paquetes de cloroquina e hidroxicloroquina, dos medicamentos existentes que se están probando como tratamientos para el COVID-19. (Foto: Gerard Julien / AFP)

Tras ello, el 15 de junio la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA) revocó la autorización de uso de emergencia de hidroxicloroquina en pacientes con COVID-19 en el país.

Dos días después, la Organización Mundial de la Salud (OMS) suspendió la investigación que estaba realizando para evaluar la eficacia de la hidroxicloroquina contra la enfermedad.

Los resultados provisionales del ensayo muestran que la hidroxicloroquina y lopinavir/ritonavir producen poca o ninguna reducción de la mortalidad de los pacientes hospitalizados con COVID-19 cuando se compara con los cuidados estándar”, indicó la agencia de salud de la ONU.

Sin embargo, la hidroxicloroquina ha encontrado en Bolsonaro a su mejor promotor. Desde finales de mayo, el Ministerio de Salud de Brasil mantiene un protocolo que recomiendo el uso de dicho fármaco para el tratamiento de pacientes con COVID-19. Este no ha sido modificado pese a los estudios mencionados anteriormente y a la advertencia de las tres principales asociaciones médicas del país. La razón estaría en que el mandatario emitió una indicación expresa para mantenerla.

El empeño de Bolsonaro por este fármaco es tal que la salida de los dos últimos ministros de Salud del cargo estuvieron ligados con una discusión sobre la efectividad del mismo.

Desde mayo, también, la Asociación Brasileña de Medicina Intensiva, la Sociedad Brasileña de Enfermedades Infecciosas y la Sociedad Brasileña de Neumología y Tisiología recomiendan “no utilizar el combinación de hidroxicloroquina de rutina o cloroquina y azitromicina en el tratamiento de COVID-19”.

Otro estudio, publicado por la revista JAMA Network Open reveló a mediados de junio que el uso ambulatorio de la azitromicina se asocia con un mayor riesgo cardiovascular entre los pacientes.

Al comparar los efectos causados por este fármaco con los que provoca otro similar, la amoxicilina, los investigadores descubrieron que el primero estaba asociado a un riesgo significativamente mayor de muerte cardiovascular dentro de los cinco días de exposición, más no de muerte súbita. La tendencia, además, se mantenía entre 6 y 10 días luego de su administración.

__________________________

¿Qué es el coronavirus?

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), los coronavirus son una amplia familia de virus que pueden causar diferentes afecciones, desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS-CoV).

El coronavirus descubierto recientemente causa la enfermedad infecciosa por coronavirus COVID-19. Ambos fueron detectados luego del brote que se dio en Wuhan (China) en diciembre de 2019.

El cansancio, la fiebre y la tos seca son los síntomas más comunes de la COVID-19; sin embargo, algunos pacientes pueden presentar congestión nasal, dolores, rinorrea, dolor de garganta o diarrea.

Aunque la mayoría de los pacientes (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial, alrededor de una de cada seis personas que contraen la COVID-19 desarrolla una afección grave y presenta dificultad para respirar.

Para protegerse y evitar la propagación de la enfermedad, la OMS recomienda lavarse las manos con agua y jabón o utilizando un desinfectante a base de alcohol que mata los virus que pueden haber en las manos. Además, se debe mantener una distancia mínima de un metro frente a cualquier persona que estornude o tose, pues si se está demasiado cerca, se puede respirar las gotículas que albergan el virus de la COVID-19.

¿Cuánto tiempo sobrevive el coronavirus en una superficie?

Aún no se sabe con exactitud cuánto tiempo sobrevive este nuevo virus en una superficie, pero parece comportarse como otros coronavirus.

Estudios indican que pueden subsistir desde unas pocas horas hasta varios días. El tiempo puede variar en función de las condiciones (tipo de superficie, la temperatura o la humedad del ambiente).

__________________________

El Comercio mantendrá con acceso libre todo su contenido informativo esencial sobre el coronavirus

VIDEO RECOMENDADO

¿Qué pasará en Brasil tras conocerse que Jair Bolsonaro tiene COVID-19?

TE PUEDE INTERESAR