Las detenciones realizadas en la madrugada del miércoles incluyen a Roberto Baratta, exsecretario de coordinación del extinto Ministerio de Planificación Federal. ("La Nación" de Argentina / GDA)
Las detenciones realizadas en la madrugada del miércoles incluyen a Roberto Baratta, exsecretario de coordinación del extinto Ministerio de Planificación Federal. ("La Nación" de Argentina / GDA)
Redacción EC

La justicia argentina comenzó este jueves a escuchar los testimonios de los doce arrestados por supuestos sobornos que involucran a exfuncionarios y empresarios y salpican a la expresidenta Cristina Kirchner y a una empresa vinculada a la familia del presidente Mauricio Macri.

La justicia analiza el contenido de ocho cuadernos escolares, en los cuales se supone que el chofer de un exfuncionario registró presuntos retiros y entregas de bolsos con dinero entre 2005 y 2015, años en que gobernaron el ya fallecido Néstor Kirchner (2003-2007) y Cristina Kirchner (2007-2015).

El chofer Oscar Centeno está entre la docena de apresados y declaró este jueves ante el juez Claudio Bonadío en una causa que está bajo secreto de sumario.

Fuentes judiciales citadas por la prensa indicaron que el sujeto optó por declarar en calidad de arrepentido.

Según la Fiscalía argentina, se habrían movido "unos 160 millones de dólares en efectivo" en bolsos, provenientes de sobornos que empresarios entregaban a cambio de la adjudicación de obra pública.

Los cuadernos que dieron origen a la causa fueron entregados por una fuente reservada a un periodista del diario "La Nación" que los aportó a la justicia.

La expresidenta y actual senadora Kirchner fue citada a indagatoria el próximo 13 de agosto por el juez Bonadío, aunque no se especificó si en calidad de testigo o de imputada.

Su domicilio en capital federal figura en las anotaciones del chofer.

La justicia investiga bajo la hipótesis de asociación ilícita en una causa donde se esperan más arrestos.

Las detenciones realizadas en la madrugada del miércoles incluyen a Roberto Baratta, exsecretario de coordinación del extinto Ministerio de Planificación Federal.

También fueron arrestados los empresarios Gerardo Ferreyra, de la constructora Electroingeniería, y Javier Sánchez Caballero, exgerente general de IECSA, la constructora que pertenecía a Ángelo Calcaterra, primo del presidente Macri, que provenía del grupo Socma (Sociedad Macri).

"Jamas pagué coimas (sobornos). Esto es un circo mediático", se defendió Ferreyra este jueves cuando fue trasladado esposado para declarar ante el juez.

Otro de los detenidos a disposición de la justicia es el exsubsecretario legal de Planificación Federal, Rafael Llorens y el expresidente de la Cámara Argentina de la Construcción, el empresario Carlos Wagner. 

Fuente: AFP