Redacción EC

Buenos Aires. [AFP]. Centenares de personas marcharon este jueves en la Ciudad de en reclamo del esclarecimiento de la muerte de un joven, en un caso en el que están bajo sospecha agentes de la policía bonaerense.

La protesta se realizó al día siguiente de que peritos forenses confirmaran que el cuerpo hallado en un paraje rural de la provincia de Buenos Aires es el de Facundo Astudillo Castro, de 22 años. El joven, cuya desaparición había sido reportada por su familia, fue visto con vida por última vez el 30 de abril en un retén policial.

Este jueves, organizaciones de derechos humanos y agrupaciones de izquierda y sindicales marcharon entre el Congreso y la Plaza de Mayo en Buenos Aires, en medio de la cuarentena por el COVID-19.

Hasta que nos volvamos a abrazar mi flaco, no olvido, no perdono, no me reconcilio. Verdad, memoria y justicia”, tuiteó durante la jornada la madre del joven, Cristina Castro, quien no estuvo en la marcha porque regresó a Pedro Luro, ciudad de donde es originaria la familia, ubicada a 570 kilómetros al sur de la capital.

A fines de abril, Facundo Astudillo había desobedecido la cuarentena obligatoria en su ciudad natal para ir a visitar a su novia en Bahía Blanca, a 100 kilómetros de distancia, para lo cual hizo una parada en la ruta. Pero nunca llegó a destino.

Tras estar desaparecido tres meses y medio, el cuerpo fue hallado el 15 de agosto en un canal y las pericias confirmaron posteriormente que corresponde a Astudillo.

La familia y sus abogados sospechan que Facundo murió a manos de la policía y que el lugar donde fue hallado el cuerpo, a cinco kilómetros de la ruta que debía transitar el joven, no es donde ocurrió la muerte.

No cabe ninguna duda de que a Facundo lo desapareció la policía de la provincia de Buenos Aires”, sostuvo el abogado de familia, Leandro Aparicio.

La policía, que retuvo al joven en dos retenes en la ruta, afirma que se le redactó un acta por violar la cuarentena y que se lo dejó seguir camino.

El Estado es responsable”, “Fuera (Sergio) Berni”, se leía en las pancartas de la marcha, en alusión al ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, quien respaldó a los policías sospechados.

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, jefe de Berni, expresó el miércoles su “compromiso personal para que nadie impida que se avance en la investigación hasta las últimas consecuencias”.

Kicillof así como el presidente Alberto Fernández recibieron la semana pasada a la madre de Astudillo y prometieron contribuir en el esclarecimiento de lo ocurrido.

Algunos de los que se manifestaron el jueves reclamaron “constituir una comisión investigadora independiente, una comisión de la verdad, de forma paralela a la justicia, que esté integrada por la mamá (de Astudillo) y organismos de derechos humanos, para encontrar la verdad”, dijo Mariano Rosa, del Movimiento Socialista de los Trabajadores (MST, izquierda).

_______________________

VIDEO RECOMENDADO

Joe Biden viajará el jueves a Kenosha. (AFP).

TE PUEDE INTERESAR