(Foto: AFP)
(Foto: AFP)
Redacción EC

Teherán. El presidente iraní, , afirmó el viernes que las inspecciones realizadas demuestran que su país no persigue desarrollar armas atómicas, pese a incumplir progresivamente compromisos tomados en el acuerdo sobre su programa nuclear de 2015.

“Algunos dijeron que este tercer paso, [el hecho de] querer poner en marcha centrifugadoras modernas, significa que [estamos] avanzando hacia el arma nuclear”, declaró Rohani en la televisión pública. “Nosotros explicamos que alguien que quiere un arma nuclear [...] restringe las inspecciones exhaustivas. Nosotros no hemos reducido las inspecciones”, afirmó.

activó unas centrifugadoras avanzadas para aumentar sus reservas de uranio enriquecido el 7 de septiembre, incumpliendo así compromisos acordados en un acuerdo firmado en 2015 entre Teherán y varios países.

En declaraciones ante periodistas en el aeropuerto de Teherán, a su vuelta de la Asamblea General de la ONU, Rohani dijo que todas las actividades nucleares de Irán continuarán vigiladas por el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA).

Las tensiones entre Irán y Estados Unidos aumentaron desde que, en mayo, el presidente estadounidense Donald Trump sacara a su país del acuerdo, de forma unilateral, y restableciera sanciones económicas contra Teherán. Reino Unido, Francia y Alemania reiteraron que quieren salvar el acuerdo que permitió un alivio de las sanciones contra Irán, a cambio de que el país limitara su programa nuclear, pero sus esfuerzos no dieron muchos frutos.

El 1 de julio, Irán afirmó que aumentó el almacenamiento de uranio enriquecido por encima del máximo de 300 kg fijado por el acuerdo. Una semana después anunció que había excedido el límite de 3,67% de pureza en sus reservas de uranio.

Fuente: AFP