La ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, Ana María Romero-Lozada, y la vicepresidenta de la República, Mercedes Aráoz, llegaron a la provincia de Chincheros, en Apurímac, para inaugurar la primera casa de acogida de la región.

El centro brinda servicio especializado en la protección y atención multidisciplinaria de las mujeres con o sin hijos e hijas, víctimas de violencia, cuyas vidas se encuentran en alto riesgo pues no cuentan con redes de soporte familiares ni sociales, dio a conocer el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables. 

Según recientes estadísticas del INEI, el 85% de las mujeres de Apurímac alguna vez unidas indican haber sufrido violencia por parte de sus parejas en la región.

La lista de regiones según el índice de violencia contra la mujer la encabezan Apurímac y Puno, donde 8 de cada 10 mujeres dicen haber sufrido algún tipo de maltrato a lo largo de su vida. En Amazonas y La Libertad son 6 de cada 10 mujeres.