Redacción EC

Renueva tus pisos sin tener que retirararlos. Apuesta por laminados, vinílicos o el microcemento.

Una manera rápida y fácil de cambiar este revestimiento es reemplazándolo por otro, sin necesidad de remover el existente. Enrique Díaz, de Decomaderas, y los expertos de Decor Center, recomiendan algunas alternativas.

-Pisos flotantes. Se pueden instalar sobre el cerámico, el porcelanato o la piedra natural. Se los denomina así porque no están ni pegados ni clavados al piso, ya que se instalan sobre una estructura de gomaespuma. En este grupo se encuentran los laminados, los cuales no requieren de pegamento en las juntas para unirlos, ya que cuentan con lengüetas que permiten ensamblar las piezas a presión. Se vende por m2 desde S/ 25.

 (Foto: Casa Más)
 

(Foto: Casa Más)

-Vinílicos. Pueden imitar el aspecto natural de la madera, están hechos de PVC y se pega con adhesivos a base de agua. Es posible colocarlos sobre pisos de mármol y granito, porcelanatos, y otros acabados como pintura epóxica. Previamente, debes verificar las condiciones de la superficie, ya que no deben existir grietas o desniveles para lograr un acabado parejo. Se venden por rollos de 20 m a 35 m de largo x 2 metros de ancho. El precio por m2 va desde los S/15.

 (Foto: Casa Más)
 

(Foto: Casa Más)

-Enfoque industrial. Otra solución es el microcemento, un acabado a base de resina y cemento, el cual puede tener un espesor de hasta 4 mm luego de su aplicación. Se puede usar en superficies lisas, vestidas baldosas o piedras naturales, y se aplica con una llama metálica. Su gran ventaja es que no requiere juntas, logrando una película lisa y continua, incluso es posible extenderlo a las paredes para un resultado armonioso. Basta pasar un trapo húmedo para retirar el polvo y el uso de ceras para darle brillo.

 (Foto: Garant)