(Foto: Laura Urbina)
(Foto: Laura Urbina)
Laura Urbina

colaboradora de El Comercio en Áncash

lauraurbinasa@gmail.com

La Red de Salud Pacífico Sur, adscrita al Gobierno Regional de Áncash, se pronunció sobre la denuncia pública que hiciera el paciente cero del respecto a la falta de atención sanitaria.

El director de esta institución pública, Marlon Tello Juárez, negó que se le haya abandonado al portador del y a su familia, al mismo tiempo que mostró algunas fotos de las visitas que ha realizado a la vivienda del ciudadano, situada en el distrito de Nuevo Chimbote.

“En ningún momento se le ha abandonado, desde el primer día que nos enteramos se han adoptado todas las medidas de acuerdo a lo que manda la norma. Se hizo la visita y el cerco epidemiológico, se le recomendó el aislamiento y se cumplieron con las medidas preventivas”, declaró a El Comercio el médico Tello.

“Por parte del puesto de salud de Garatea están visitando a la familia y monitoreando de manera telefónica. Además, se realiza la vigilancia en las viviendas cercanas para verificar si hay personas con algunos síntomas de la enfermedad”, añadió el funcionario.

Respecto a los desperdicios de la familia que permanece en cuarentena, Tello Juárez dijo que han coordinado con la Defensoría del Pueblo para que una empresa especializada recoja los desechos a fin de evitar un foco infeccioso.

En lo que se refiere a la salud del primer paciente, comentó que se le ha diagnosticado presión arterial, frecuencia cardíaca y respiración adecuada, mientras que el segundo familiar afectado no presenta síntomas.

Por su parte, el jefe del área de Epidemiología, Víctor Solórzano, explicó que el último domingo se tomaron las muestras a los siete familiares del portador del virus y a dos vecinos que tuvieron contacto con este.

“Hemos actuado de manera inmediata. El último domingo nos apersonamos a la vivienda del señor. Hemos llevado todos los implementos para tomarles las muestras a las siete personas y se les ha explicado las medidas de bioseguridad que se debía realizar”, afirmó el especialista.

Llevan ayuda humanitaria a paciente cero

El Comité Distrital de Seguridad Ciudadana de Nuevo Chimbote, la congresista de Somos Perú, Norma Alencastre, y el gobernador regional de Áncash, Juan Carlos Morillo Ulloa, llevaron alimentos de primera necesita y artículos de limpieza al ciudadano afectado con el virus, a fin de que pueda mejorar la condición precaria en la que se encuentra afrontando la enfermedad.

No obstante, Percy Díaz, dirigente vecinal del pueblo donde habita el paciente cero, denunció que personal de salud arrojó a la calle los implementos de protección (mandil y guantes) que utilizaron durante la visita a la casa del afectado. El morador cuestionó este proceder y demandó la intervención de las autoridades para que se realice un adecuado recojo de la basura para evitar la propagación de la infección en la comunidad.

Faltan pruebas del COVID-19

Tello Juárez informó que la entidad que dirige solo cuenta con 90 pruebas para la atención de las provincias de Casma, Huarmey y cuatro distritos de la provincia del Santa. Por ese motivo ha pedido 400 más a la Dirección Regional de Áncash, que debe estar llegando el lunes o el martes.

El médico sostuvo que es urgente que se implemente un laboratorio en Áncash o se hagan las coordinaciones para enviar las muestras a Trujillo para que los resultados de los exámenes se notifiquen con mayor rapidez, ya que actualmente demora al menos cuatro días.

El servidor dijo que han enviado a Lima 13 pruebas de presuntos casos sospechosos y se encuentran a la espera de los diagnósticos del Instituto Nacional de Salud.

En tanto, la Municipalidad Provincial del Santa anunció que destinará S/1 millón para la adquisición de mascarillas, guantes y ventiladores mecánicos para la atención de los pacientes que padezcan coronavirus en las ciudades de Chimbote y Nuevo Chimbote.