Decreto legislativo organiza en cinco ejes las acciones que desarrolla el Gobierno para proteger a los pueblos indígenas del COVID-19.  (Foto Ministerio de Cultura)
Decreto legislativo organiza en cinco ejes las acciones que desarrolla el Gobierno para proteger a los pueblos indígenas del COVID-19. (Foto Ministerio de Cultura)
Redacción EC

El Ejecutivo aprobó la Estrategia Multisectorial para la implementación y ejecución de servicios y acciones para la protección y atención de los pueblos indígenas u originarios, en el marco de la emergencia sanitaria declarada por el .

El Decreto Legislativo 1489 organiza las acciones que desarrolla el Gobierno Nacional, en coordinación con los Gobiernos Regionales y Locales, en cinco ejes de acción.

El primer eje corresponde a la respuesta sanitaria a cargo del Ministerio de Salud (Minsa), que dirigirá el diseño de medidas orientadas a prevenir y responder a la propagación del COVID-19 en ámbitos geográficos donde habitan pueblos indígenas. Ello en coordinación con organizaciones representativas de los pueblos originarios. Esto involucra un diagnóstico de casos, vigilancia epidemiológica y acciones de prevención en localidades indígenas, entre otras.

En tanto, el segundo eje de acción es el control territorial a cargo de la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas, que están a cargo de dirigir y coordinar las acciones para reforzar las medidas de control y supervisión del tránsito fluvial y terrestre en ámbitos donde habitan pueblos indígenas, así como de prevenir el ingreso de personas que los pongan en riesgo.

Mientras que el tercer eje de acción es el abastecimiento de bienes de primera necesidad. El decreto precisa que será el Ministerio de Cultura el encargado de identificar a las localidades de pueblos indígenas u originarios en situación de vulnerabilidad para enviar la productos o alimentos de primera necesidad. También faculta al programa Qali Warma a proporcionar excepcionalmente alimentos para personas en situación de vulnerabilidad.

El cuarto eje de acción está referido a a la información y alerta temprana. El Ministerio de Cultura y Ministerio de Salud se encargarán de dirigir las acciones para fortalecer la estrategia de comunicación y difusión de información relevante y culturalmente adecuada sobre la prevención del COVID-19 y establecer de manera coordinada mecanismos de monitoreo y alerta de la situación sanitaria en las localidades indígenas.

Finalmente, el quinto eje de acción tiene que ver con la protección de los pueblos indígenas en Situación de Aislamiento y Contacto Inicial (Piaci). El Ministerio de Cultura y el Ministerio de Salud fortalecerán el monitoreo en los ámbitos con presencia de los Piaci, así como la implementación de medidas de seguridad sanitaria.

El decreto indica que los servicios y acciones que desarrollen las entidades del Estado deben garantizar la participación y coordinación con organizaciones representativas de los pueblos indígenas u originarios.

Además, la estrategia recoge los aportes y recomendaciones formulados por las organizaciones indígenas nacionales y regionales.

Enfoque intercultural

El decreto establece disposiciones de obligatorio cumplimiento para que las entidades públicas encargadas de brindar los servicios y acciones dirigidos a ámbitos geográficos donde habitan pueblos indígenas u originarios en el marco de la estrategia, adecuen sus intervenciones a las realidades culturales de estos pueblos.

Asimismo, establece que las entidades involucradas deberán coordinar con el viceministerio de Interculturalidad del Ministerio de Cultura para que este realice la interpretación y traducción en lenguas indígenas u originarias de información prioritaria, garantizando su transmisión y comprensión a través de la contextualización de los mensajes a la realidad sociocultural de los pueblos indígenas.

Ámbito de acción

La viceministra de Interculturalidad del Ministerio de Cultura, Ángela Acevedo, informó a El Comercio que el Decreto Legislativo 1489 está dirigido a más de cuatro millones de indígenas que viven en comunidades nativas y comunidades campesinas.

Según detalló, a la fecha no hay una cifra exacta de indígenas que hayan contraído coronavirus debido a que en el registro del Ministerio de Salud (Minsa) no se había incluido la variable étnica.

“Coordinamos con el Minsa para que se pueda incluir la variable étnica y ya se hizo esta inclusión. La implementación debería darse a lo largo de esta semana”, dijo la viceministra.

Acotó que el referido decreto establece que las entidades deben registrar la autoidentificación étnica y la lengua materna en los usuarios de todos los registros administrativos, no solo de salud. “Eso permitirá tener información certera para evaluar las políticas que se van implementando”, detalló a este Diario.

En tanto, la viceministra remarcó que un eje clave dentro de la Estrategia Multisectorial para proteger pueblos indígenas es la que corresponde al abastecimiento. En esa línea, puntualizó que a través del Decreto Legislativo 1489, el Ministerio de Cultura podrá pedir al programa de alimentación Qali Warma que lleve provisiones a las comunidades indígenas que le indique. Esta semana, por ejemplo, esta acción se desarrollará en una zona específica de Loreto y se ha previsto que, a lo largo del mes de mayo, abarque todas las comunidades nativas de esa región.

”Hay algunas acciones que ya hemos venido realizando como Ejecutivo y con gobiernos regionales también, pero el decreto brinda un marco general y mayor detalle. Además establece la obligatoriedad así como rigurosidad y seguridad jurídica”, señaló.


¿Quiénes son las personas que corren más riesgo por el coronavirus?

Debido a que el COVID-19 es un nuevo coronavirus, de acuerdo con los reportes que se tienen a nivel mundial, las personas mayores y quienes padecen afecciones médicas preexistentes como hipertensión arterial, enfermedades cardiacas o diabetes son las que desarrollan casos graves de la enfermedad con más frecuencia que otras.

¿Cómo se contagia el coronavirus?

El COVID-19 se contagia por el contacto de una persona sana con otra que esté infectada. Esta enfermedad se propaga de persona a persona mediante las gotículas procedentes de la nariz o boca cuando el que se encuentra enfermo tose o exhala.

En muchos casos, estas gotículas caen sobre objetos o superficies, que después tocan otros individuos y se llevan a la nariz, ojos o boca cuando pasan sus manos por la cara.

VIDEO RECOMENDADO