Redacción EC

Un equipo de Alerta Respuesta Frente a Epidemias de la Dirección Regional de Salud (Diresa) se trasladó al distrito de Machu Picchu, en la provincia de Urubamba, con la finalidad de tomar pruebas e identificar posibles casos de en la zona.

Esto luego de conocerse que tres de los seis casos positivos de reportados en Cusco corresponden a extranjeros que recorrieron parte del circuito turístico y llegaron hasta el parque arqueológico Machu Picchu.

La Diresa Cusco precisó que las medidas con los visitantes comenzaron desde el día que fueron captados como casos sospechosos, a través de labores de contención epidemiológica. Para ello, iniciaron acciones para cortar la posible cadena de transmisión de la enfermedad, como identificar los contactos directos.

“Uno de los motivos del viaje fue tener una reunión con las autoridades del distrito de Machu Picchu, con quienes se logró alcanzar importantes acuerdos para la prevención del COVID-19, pensando en las acciones en un escenario futuro, en cuanto se restablezca la afluencia turística a dicho distrito”, se lee en un comunicado de la Diresa Cusco.

¿Cómo prevenir la propagación del coronavirus?

Para reducir la probabilidad de contagio existen varias maneras. Las principales son:

· Lavarse las manos con agua y jabón por 20 segundos y usar alcohol o gel desinfectante.

· Mantenerse a una distancia mínima de 1 metro de cualquier persona.

· Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca, debido a que las manos al palpar muchos objetos y superficies pueden recoger el virus.

· Mantener una buena higiene respiratoria: si tose o estornuda deberá cubrirse la boca y la nariz con el codo doblado o con un pañuelo de papel, que deberá desecharse de inmediato.

· Permanecer en casa si no se encuentra bien. En caso tenga fiebre, tos y dificultad para respirar, busque atención médica y siga las instrucciones que le de personal de salud.

¿Quiénes son las personas que corren más riesgo por el coronavirus?

Debido a que la covid-19 es un nuevo coronavirus, de acuerdo con los reportes que se tienen a nivel mundial, las personas mayores y quienes padecen afecciones médicas preexistentes como hipertensión arterial, enfermedades cardiacas o diabetes son las que desarrollan casos graves de la enfermedad con más frecuencia que otras.

Síguenos en Twitter como