Cusco: plantón y movilizaciones contra tarifas de PeruRail e Inca Rail. (Foto: Melissa Valdivia)
Cusco: plantón y movilizaciones contra tarifas de PeruRail e Inca Rail. (Foto: Melissa Valdivia)
Melissa Valdivia Romero

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

A casi un mes de que la empresa PeruRail reiniciara sus operaciones para el turismo, continúan las movilizaciones en rechazo a sus tarifas.

El comité de lucha de Machu Picchu, operadores de turismo, gremios sociales, y ciudadanos en general se organizaron para salir a las calles de los distritos de Cusco, Ollantaytambo, Urubamba y Machu Picchu con el fin de protestar contra los operadoras del transporte férreo PeruRail e Inkarail.

Incluso, decenas de manifestantes realizaron plantones en la estación de PeruRail de San Pedro (Cusco) y Machu Picchu.

Los protestantes exigieron a los operadores sincerar los costos de los boletos. (Foto: Melissa Valdivia)
Los protestantes exigieron a los operadores sincerar los costos de los boletos. (Foto: Melissa Valdivia)

Tarifas afectarían ingresos a la Llaqta

El pasado 2 de noviembre Machu Picchu reabrió sus puertas al turismo. El santuario pretendía recibir a los 675 visitantes que lograron reservar el cupo de visita gratuita, sin embargo, en el primer día de reapertura la ciudadela inca albergó a poco menos del 50% de los visitantes inscritos. Es decir, un promedio de 300 personas.

El jefe del parque arqueológico de Machu Picchu, José Bastante, aseveró que una de las razones fue el inconveniente con el transporte férreo debido a las tarifas altas que truncan los planes de los viajeros para cumplir su objetivo de llegar al santuario. El alcalde de Machu Picchu, Darwin Baca, reafirmó la situación y señaló que no se cumple con el aforo establecido en las visitas a la Llaqta Inca.

Ciudadanos protestaron por la tarifa de operadores de tren. (Foto: Melissa Valdivia)
Ciudadanos protestaron por la tarifa de operadores de tren. (Foto: Melissa Valdivia)

No se está cubriendo la capacidad de ingreso a Machu Picchu porque los turistas están viendo que hay una restricción de PeruRail en los costos y esa es la preocupación que tenemos. A la Llaqta están ingresando 500, 400 personas, en ese rango. La economía del turista nacional es diferente al del extranjero. Lastimosamente el turista nacional no tiene el dinero para invertir en los costos que ofrece la empresa PeruRail” refirió la autoridad edil.

Antes de la pandemia un turista nacional podía comprar un boleto de tren a S/10. Sin embargo, ante la emergencia sanitaria y la reformulación de protocolos, servicios y aforo (ahora los trenes operan con el 50% de su capacidad), el tren local actualmente solo cubre la demanda de los pobladores de Machupicchu y Cusco, a quienes el boleto les cuesta S/5 (tramos largos). En tanto, los pobladores de Machu Picchu y las comunidades campesinas aledañas a la vía férrea o comprendidas en la ruta Ollantaytambo – Hidroeléctrica pagan S/3 (tramos intermedios), mientras que la tarifa para los pobladores cusqueños es de S/12.

En el caso de los turistas nacionales, debido a la reducción del aforo en el servicio y la capacidad de atención, según el tarifario de Perú Rail, no podrán acceder al servicio del tren local. Para ello han relanzado los servicios de tren (Expedition y Vistadome). El costo mínimo en el primero, en la ruta de ida, desde la estación San Pedro (Cusco) hasta Machu Picchu en el horario de 7 a.m. es de US$16 (S/58 ) y desde Ollantaytambo en horario de 12.55 p.m. es de US$15 (S/54). Además, el costo mínimo de la ruta de regreso (Machu Picchu - estación de Ollantaytambo) es de US$10 (S/36) en el horario de 2.55 p.m.

Protestas se realizó en varios distritos. (Foto: Melissa Valdivia)
Protestas se realizó en varios distritos. (Foto: Melissa Valdivia)

El frente de defensa de los interese de Machu Picchu exigen a PeruRail costos accesibles, el respeto por la tarifa de S/20, ida y retorno, tanto para cusqueños y nacionales, así como la habilitación de la venta de boletos vía internet. También requieren a Inca Rail que disponga de trenes locales para el pueblo y comunidades.

Otra demanda es la revisión del contrato de concesión firmado con la empresa PeruRail. El alcalde Baca sostuvo que la empresa PeruRail provoca que no avance la reactivación económica en el distrito, afectado por la pandemia.

Por un lado estamos trabajando con otros municipios estrategias para que el turismo nacional llegue al valle sagrado, a Machu Picchu, pero por otro la empresa privada ve la oportunidad de espantar a los nacionales con sus tarifas. Antes costaba 10 soles y ahora en la misma frecuencia y en los mismos coches están cobrado más de 30 dólares, es una vergüenza la falta de identificación con la reactivación económica y turística. Recibimos el 10% por el ingreso a la Llaqta de Machupicchu; debido a la pandemia se acordó en la Unidad de Gestión de Machu Picchu que el ingreso sea gratuito hasta fin de año, y pese a que no tendremos ingreso nosotros hemos aceptado. Sin embargo, la empresa privada ve su oportunidad para generar más rentas”, enfatizó la autoridad edil.

Ciudadanos, dirigentes del frente de defensa y también el alcalde distrital participaron en las manifestaciones. (Foto: Melissa Valdivia)
Ciudadanos, dirigentes del frente de defensa y también el alcalde distrital participaron en las manifestaciones. (Foto: Melissa Valdivia)

Finalmente, las autoridades, gremios y ciudadanos anunciaron que continuarán con la medida y radicalizarán la lucha en caso no se converse y negocie con las empresas ferroviarias.

VIDEO RECOMENDADO

Cusco: Incendio viene arrasando con al menos cuatro locales comerciales (Video: Juan Sequeiros)