Redacción EC

JOSÉ ROSALES

Un estudiante de tan solo 15 años y que cursaba el quinto grado de secundaria, falleció esta tarde en el interior del colegio Jhon F. Kennedy, en Chincha. Según refirieron algunos compañeros de la víctima - que este domingo iba a cumplir 16 años-, decidió beber algún licor junto a su compañero de aula y de la misma edad.

Al parecer y, en medio del festejo, uno de ellos habría añadido a los vasos de licor algún tipo de droga que no ha podido ser determinada, desencadenando en ambos, fuertes convulsiones y espasmos.

En medio de la desesperación y angustia de sus compañeros, estos optaron por tratar de auxiliarlos y reanimarlos sin resultados, por lo que el subdirector Óscar Félix Garay y un auxiliar procedieron a trasladarlos de emergencia al Hospital San José, donde el primero de ellos llegó cadáver. En este nosocomio confirmaron que la salud del otro menor es grave y de pronóstico reservado.

CONSUMO PREOCUPANTE

Tras el confuso incidente, varios estudiantes de este centro educativo afirmaron que el consumo y hasta la venta al menudeo de drogas se agudiza en este colegio. Varios padres de familia enterados del grave hecho ratificaron lo expresado por los estudiantes, por lo que solicitaron la intervención de las autoridades de la UGEL.

Un trabajador administrativo del colegio, que evitó identificarse por obvias razones, reveló que no es la primera vez que ocurre un hecho de estas características.

El año pasado encontré un paquete de marihuana a un alumno, por lo que se dio parte a la Fiscalía de la Familia, que ordenó que el menor sea internado en un centro de rehabilitación, mientras que a sus padres se les impuso como medida correctiva labores sociales durante 3 meses”, aseguró.

Tras los graves hechos, la directora de la UGEL-Chincha, Cecilia Martínez Jonda, señaló que se evalúa el nivel de responsabilidad de los directivos y docentes del colegio para dictar medidas correctivas. “Es un hecho lamentable que no podemos negar. Estamos recabando junto a la policía, toda la información para emitir un pronunciamiento oficial. Se trata de una situación muy complicada y difícil que involucra a menores de edad”, dijo.

El director del colegio Mauricio Almeyda Saravia invocó a dejar las especulaciones y esperar a que concluyan las investigaciones que realizan la policía y la fiscalía penal. “No puedo asegurar si antes se encontró droga en el colegio”, aseguró tras confirmar la suspensión de todas las actividades que se habían programado por el aniversario del colegio.