La Dirección Desconcentrada de Cultura (DDC) de está evaluando tomar acciones legales contra Adolfo Óscar Díaz Illescas, la persona que excavó y manipuló una zona donde se descubrieron los posibles restos de tres elefantes prehistóricos del género andino, que habitaron este sitio.

► 

Las piezas paleontológicas fueron vistas en diciembre del año pasado, en el distrito de Chambará, ubicado a una hora al oeste de la ciudad de Huancayo. El policía Olaf Díaz, quien es habitante de este distrito, logró verlas gracias a que el río Candaluyo había socavado las riberas.

Esperaron que el caudal bajara y en enero de este año se contactaron con Díaz Illescas, un ingeniero metalúrgico aficionado a la paleontología. Luego de varios meses de excavaciones encontraron un colmillo de poco más de 1,60 metros de longitud, y varios fémures, vértebras y costillas de elefantes.

Menardo Oyola Quispe, presidente de la comunidad de Chambará, contó que, tras el descubrimiento, Díaz Illescas les pidió que no informaran del hallazgo al Ministerio de Cultura (Mincul) y tampoco que tomaran fotografías, ya que “todos los restos podrían ser alejados de su lugar de hallazgo”.

“[Díaz Illescas] nos pidió apoyo comunal y nosotros, velando por el patrimonio cultural de los restos óseos, apoyamos con 118 comuneros que trabajamos en diversos turnos. Nuestra intervención ha sido solo externamente, ya que él no nos dejaba topar [manipular los restos]. Desconocíamos todo tipo de norma y procedimiento”, indicó Oyola.

Javier Rojas León, de la DDC de Junín, explicó que para efectuar este tipo de excavaciones y para manipular restos paleontológicos se requiere la autorización del Mincul.

El funcionario confirmó que estos trabajos de excavación no contaban con permiso y que se han suspendido todas las labores en la zona del descubrimiento. “Se está recogiendo información”, dijo.

El Comercio
intentó contactarse este domingo con Díaz Illescas, pero no fue posible. En una nota publicada por la Agencia Andina, el último viernes, esta persona dio detalles sobre el hallazgo.

Explicó que esta zona de Junín “era como un pantano” y que en este hábitat los “elefantes se alimentaban”. Hace algunos años, en la localidad de San Juan de Iscos (provincia de Chupaca) Díaz halló otros restos paleontológicos.

Los fósiles hallados de los posibles tres elefantes prehistóricos han sido depositados provisionalmente en un espacio de la Municipalidad Distrital de Chambará.

El alcalde de este distrito, Raúl Rivera Lazo, señaló a la Agencia Andina que buscarán construir un museo paleontológico en la zona para exhibir este y otros hallazgos al público.

Síguenos en Twitter como

TAGS RELACIONADOS