(Foto: Hugo Anteparra)
(Foto: Hugo Anteparra)

Los alumnos del primer grado de primaria de la Institución Educativa 0118 de la localidad de Pumahuasi, en la provincia de Picota (San Martín) vienen recibiendo clases en un ambiente que fue destinado para ser la cocina del plantel. La directora indicó que este año se incrementó la población estudiantil y carecen de infraestructura para albergar a los estudiantes. 

Pumahuasi está ubicada a 55 kilómetros al sur de Tarapoto. La Institución Educativa 0118 es la única en esa comunidad. Allí están matriculados 92 alumnos. Este año, los niños del primer grado tuvieron que ocupar los ambientes de la cocina, donde se preparan los desayunos del programa Qali Warma. 

El colegio no reúne las condiciones pedagógicas: el techo no cuenta con cielo raso que mitigue el calor intenso; las paredes presentan rajaduras y no tienen columnas (estas han sido reemplazadas por palos de madera), por lo cual se podrían desplomar en cualquier momento. 

Personal de la Defensoría del Pueblo visitó la Institución Educativa 0118 y luego de ello, mediante oficio, advirtieron al Gobierno Regional de San Martín, al sector Educación y a la Municipalidad Provincial de Picota, sobre el riesgo inminente que corren los alumnos que estudian en ese ambiente para que se tomen acciones inmediatas.

TAGS RELACIONADOS