Redacción EC

El presidente de la República, Pedro Pablo Kuczynski (), señaló hoy que el Perú inicia un nuevo capítulo en la labor de defensa de la libertad de prensa, al firmar, luego de 23 años de espera, la Declaración de Chapultepec, documento con que el Estado se compromete a evitar la limitación de los derechos fundamentales.

La ceremonia, que se realizó en Palacio de Gobierno, donde participaron los directivos de los medios de comunicación del país, así como organizaciones de defensa de la libertad de prensa, también contó con la presencia de una delegación de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP).

“He sido un abanderado de la libertad de prensa y veo con preocupación iniciativas que van en contra de eso, es un bicho difícil de matar, pero debemos terminar con eso y entrar a un nuevo capítulo en la defensa de la libertad de prensa”, refirió PPK.

El jefe de Estado explicó que hay grandes retos en la región para defender esta libertad, por lo que es necesario “redoblar los esfuerzos” para lograrlo.

“Es necesario devolver la libertad de expresión, de lo que uno piensa, a veces uno puede pensar cosas equivocadas, pero las puede decir, nunca hay que olvidar eso”, precisó.

Asimismo, agradeció la presencia de una delegación de la SIP y a su presidente, Matt Sanders, por el apoyo y esfuerzo logrado para los damnificados por la temporada de lluvias y huaicos que vivió el país.

“Siempre he creído en la libertad de prensa y de expresión y estamos reforzando ese pensamiento con esta firma”, aseguró PPK.

El jefe de Estado también afirmó que con la firma de la Delcaración de Chapultepec, "tenemos que poner fin a las iniciativa que atentan contra la libertad de prensa en el Perú", en aparente alusión al proyecto de control de medio de las congresistas fujimoristas Úrsula Letona y Alejandra Aramayo. 

Con la firma de la tenemos que poner fin a las iniciativas que atentan contra la en el Perú. — PedroPablo Kuczynski (@ppkamigo)


Con la firma de la Declaración de Chapultepec, el Estado se compromete a no emitir o actuar en contra de la libertad de prensa y expresión en el país.

Esta declaración fue adoptada por la conferencia sobre la libertad expresión, celebrado en México el 11 de marzo de 1994.

LEE TAMBIÉN...

: “A mí no me sigue nadie, pero de repente a Nieto sí” ► — Política El Comercio (@Politica_ECpe)