Alejandro Toledo declaró más de cinco horas ante la Fiscalía
Alejandro Toledo declaró más de cinco horas ante la Fiscalía

MARIO MEJÍA H.  

El ex presidente  declaró más de cinco horas ante la fiscal Elizabeth Parco por el denominado Caso Ecoteva.

Es la segunda vez que el ex mandatario es interrogado por la titular del 48 Fiscalía Provincial Penal. En la primera oportunidad lo hizo como testigo y ahora como investigado.

Toledo llegó a la sede del Ministerio Público en un vehículo de color negro que ingresó por la cochera. Estaba acompañado de su abogado Luciano López-Flores.

El ex mandatario se retiró de la sede del Ministerio Público a las 2.20 p.m. sin dar declaraciones a la prensa.

Según fuentes de la fiscalía, la fiscal Parco tenía una lista de 50 preguntas para esclarecer la participación de Toledo en la adquisición de la casa de Las Casuarinas y el departamento del edificio Omega y su relación con la empresa Ecoteva.

Mañana le toca declarar ante la fiscalía a la esposa de Toledo, Eliane Karp. Ella está citada para las 9 a.m.      

LO QUE DIJO ANTES
En su primera declaración ante la fiscal Parco, Toledo negó rotundamente  haberse reunido con el notario costarricense Melvin Rudelman para crear la empresa Ecoteva. “Lo niego rotundamente”, dijo. Reconoció que conversó con él pero asegura que no se habló nada de Ecoteva. Rudelman dijo que sí conversaron sobre la formación de esa empresa y que incluso Toledo propuso el nombre.

Toledo también declaró que se reunió brevemente con Mario Aranda, representante de la empresa que vendió la oficina de Omega, pero que solo era para tener una opinión sobre el inmueble y que no se habló de precios. Sin embargo Aranda ha declarado que sí hablaron del precio y que Toledo pidió una rebaja.

En su manifestación del 15 de julio del 2013, el ex jefe de Estado también negó conocer cuál era el acuerdo de su suegra Eva Fernenbug con el empresario Josef Maiman para adquirir los dos inmuebles citados. “No conozco las tratativas entre mi suegra y Maiman”, dijo y añadió que recién “hoy conozco por las declaraciones de Maiman  que dicho señor tenía un fondo fideicomiso en Costa Rica”. 

Lo cierto es que Toledo estaba al tanto de todo y que incluso buscó a su ex ministro Aurelio Loret de Mola para que fuera apoderado de su suegra, pero este no aceptó.