Módulos Temas Día

Más en Política

Keiko Fujimori: “Estamos trabajando para que sea un referéndum bien hecho”

La lideresa de FP removió el avispero revelando sus citas con el presidente Vizcarra. Aquí le preguntamos por cómo lo enfrentará desde el Congreso y por la política judicializada

Keiko Fujimori

Tras dejar su cuartel de campaña en la calle El Bucaré, Keiko Fujimori y la cúpula de Fuerza Popular se reúnen en el nuevo local de la calle Los Morochucos, en Surco. (Foto: Rolly Reyna / Video: Óscar Ramírez)

Tras dos años y medio desde nuestra última entrevista, hay mucho por preguntar. Le advertimos que la entrevista será larga. Acordamos –pues este encuentro tuvo lugar el miércoles– que si sucediera algo que merezca una actualización, nos comunicaríamos por escrito. Y lo hubo con la denuncia que incluye al fiscal de la Nación, Pedro Chávarry, y las menciones a presuntas reuniones entre fujimoristas y cuellos blancos. Al final de la entrevista a Keiko Fujimori, consignamos tres respuestas que nos envió por escrito.

—Si tuviera otro encuentro con el presidente Martín Vizcarra, ¿cuál podría ser la agenda?
Mi salida en redes y entrevistas obedece a una crítica constructiva sobre el rumbo y últimas decisiones del presidente Vizcarra que creo equivocadas. Un diálogo con nosotros y otras fuerzas debiera enfocarse en los temas urgentes, mas no importantes. Urgentes como la reforma de justicia, reconstrucción del norte, lucha contra la corrupción, educación. La reforma política también se puede incluir.
—Pero lo urgente y lo importante pueden ir por cuerdas separadas.
Lo importante es saber priorizar. Se ha venido avanzando en el Congreso una agenda de reforma electoral; pero frente a la crisis se está priorizando la reforma del sistema de justicia. Cuando hubo un encuentro en Palacio de Gobierno [en el gobierno pasado], estuvo el Sr. Vizcarra y el Sr. [José] Chlimper y se habló de eso.

—Para cerrar la cuenta de sus encuentros con el presidente Vizcarra, hubo uno en el 2015 cuando planeaba su campaña, ¿no?
Tuve la oportunidad de conversar con varios ex gobernadores, efectivamente. Decía que en ese encuentro en Palacio conversamos sobre una reforma del CNM, se trabajó un predictamen, pero no hubo voluntad de los demás partidos. Una reforma de esa naturaleza implica el consenso. Pero esta crisis es una oportunidad.

—¿Y ese consenso no puede llevar a un referéndum en diciembre?
Ojalá que llegáramos a los plazos, eso va a depender de la voluntad de todos los grupos.

Keiko Fujimori, Martín Vizcarra

(Foto: Rolly Reyna / Video: Óscar Ramírez)

—Un ojalá en sus labios puede percibirse, siendo la primera fuerza política del Congreso, como que lo van a boicotear.
Es su interpretación.

—Es una percepción popular.
Le comento cuáles son las decisiones que ha anunciado Rosa Bartra, presidenta de la Comisión de Constitución: se va a sesionar en doble horario, se va a convocar a representantes de las diversas instituciones. Con estas decisiones anhelamos llegar a un pronto referéndum. Sin embargo, todo esto depende también de las otras fuerzas en el Congreso [...]. Estamos trabajando para que sea un referéndum bien hecho, con propuestas elaboradas y no improvisadas, como las que han llegado por parte del Ejecutivo.

—¿Le parece que las ideas del referéndum en reforma política son populistas?
Es populista si se piensa que esta reforma electoral, y no me refiero a la de la justicia, recién surtiría efecto en el 2021, o sea, no va a dar resultados para lo inmediato.

—¿Populismo en la forma, mas no en el fondo?
Exacto.

—Pero ha dicho que está de acuerdo. Si le parece una buena apuesta del rival, ¿por qué no la mejora?
Es importante el debate para priorizar la agenda nacional. Creemos que se debe priorizar la reforma de la justicia.

—Entonces, ¿en qué quedamos? ¿Apoyan el referéndum y fiscalizan lo demás?
Se debe priorizar que salga un dictamen sobre el CNM, que está suspendido. Dentro de la bancada de FP, hay 33 proyectos de ley sobre reforma de justicia y la próxima semana se entregará un paquete más. Y estoy de acuerdo con debatir la reforma política electoral. Se ha avanzado bastante y seguiremos en ese camino.

—Tiene una mayoría histórica en el Congreso. ¿Cuál querría que sea su legado cuando acabe el gobierno?
Se han trabajado diferentes reformas, por ejemplo el fortalecimiento de la contraloría, en iniciativas del Poder Judicial, aumento de pensiones a nuestras Fuerzas Armadas, así como se trabaja en leyes importantes para la modernización del Estado, lucha contra la corrupción. Cosas que se han debatido años se han podido aprobar ahora.

—Tiene congresistas que representan intereses que chocan con grandes reformas que se requieren en salud, educación. ¿Cómo se resuelve ese dilema?
[Pide ejemplos, ponemos el caso de Miguel Torres y las cooperativas, y el de Lucio Ávila y las universidades] El congresista Torres siempre fue transparente. Si hay alguien experto en temas cooperativos, es él. El congresista Ávila ya no está en nuestro grupo. Se sugirió a todos los congresistas no ser parte de las comisiones [relacionadas a su rubro de interés]. Han contribuido en el debate desde esa experiencia, pero no para beneficiarse.

—El gobernador de Ica, Fernando Cillóniz, se queja de la corrupción y que sus congresistas no lo ayudan.
Él se incomodó porque los congresistas lo fueron a fiscalizar, pero es el deber de los congresistas sin importar el color político.

—Por casos como estos un observador del fujimorismo, Carlos Meléndez, dice que a usted le preocupa más la representación, o sea, los intereses que representan sus congresistas, que la gobernabilidad.
Los congresistas no manejan presupuesto. La explicación que han dado es que fueron a fiscalizar y encontraron irregularidades. ¿Cómo criticar a congresistas que están en una labor fiscalizadora?

—¿Cómo apoyar grandes reformas que encuentran resistencia en congresistas que representan diversos intereses, algunos informales, algunos, hemos visto, hasta ilícitos?
Le respondo con los hechos y las votaciones de FP. En el gobierno de PPK se nos acusaba absurdamente de obstruccionismo. Se le dio voto de confianza al inicio, facultades, incluso la posibilidad de reducir 1% del IGV.

—Hemos hecho, con sus voceros, varias veces esa lista virtuosa. Pero cuánto pesaron las interpelaciones, ¿no? ¿Dudó al censurar a Jaime Saavedra?
Se sopesó, al momento de hacer el análisis, que la responsabilidad del Congreso es legislar, representar y fiscalizar. Un medio hizo denuncias de corrupción por montos de hasta S/200 millones. Las respuestas no fueron satisfactorias para FP y congresistas de otros partidos. Conocí al Sr. Jaime Saavedra cuando visité el Banco Mundial. Es un buen técnico, pero hubo una grave falta.

—El caso de Saavedra lleva a otro punto. ¿El enfoque de género, no la ideología, es válido en la educación?
Vivimos en una sociedad conservadora y tradicional y soy defensora de la familia. Considero que la ideología de género no debe estar en los textos escolares, pero el enfoque de género sí, ese enfoque que defiende la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres. Siendo madre de dos niñas, por supuesto que lo defiendo.

— ¿No siente que da cabida a una agenda conservadora cuando podría, como líder, dar pasos firmes a la modernidad?
En mayoría, somos tradicionales, pro vida y pro familia; pero también tenemos representantes que defienden derechos de las minorías.

—Volviendo a la actualidad, ¿no siente que les roba cámara a sus candidatos a gobernadores y alcaldes?
La campaña está fría todavía, el candidato que lidera en Lima tiene entre 13% y 15%. Consideramos que es el primer debate el que marca el inicio, confío en Diethell Columbus.

—¿Está de acuerdo con una autoridad autónoma de transporte para Lima y Callao?
Sí, por supuesto. Es un tema pendiente, pero no había consenso de las autoridades competentes.

—Para ese consenso, no puede haber enfrentamientos como los de esta semana.
Una precisión: yo no veo un enfrentamiento. Cuando me han preguntado si es que hubo reuniones con el presidente Vizcarra, señalé que sí. Luego, el presidente señaló que había un pacto de confidencialidad, eso es falso. Es más, cuando se filtró a través de un reportaje de Juan Carlos Tafur, le pedí al congresista Salaverry, y está de testigo el congresista Galarreta, llamar al primer ministro y decir que, de nuestro lado, si nos preguntaban, no íbamos a ir contra la verdad. Ellos sabían que, si me preguntaban, yo no iba a mentir. Me ha sorprendido la falta de tolerancia de parte del presidente.

—¿Por qué los políticos deben tener roche para reunirse si hablan de temas que nos interesan a todos?
Esa pregunta habría que hacérsela al presidente Vizcarra. Los diálogos son constructivos y de nuestro lado hay disposición a conversar. Lo que le dije al presidente, y se lo repito, es que queremos que haga un buen gobierno, que culmine su mandato y que estamos dispuestos a apoyar las reformas que él plantee.

—Dijo que usted le sugirió el ‘no va más’ de la ministra de Salud, por el tema de los octógonos.
Esa información es falsa. En ningún momento he pedido la renuncia de nadie ni he sugerido a nadie.

—Pero no le gustan los octógonos, ¿eso sí es cierto?
Transmití la preocupación que hubo en la bancada porque se venía trabajando un dictamen consensuado que tomara en consideración tanto los octógonos como el semáforo. En esa reunión de trabajo [aparte del encuentro con Vizcarra], participaron el primer ministro, la ministra de Salud, el congresista Miguel Castro que presidía la Comisión de Defensa del Consumidor, y Daniel Salaverry como autor del proyecto [del semáforo]. Llegaron a un acuerdo, pero luego, sorprendentemente, ocurrió la publicación [contraviniendo el acuerdo].

—No será que usted pensó que como colaboró en el proceso de sucesión, ¿tocaba que les hagan caso?
No, desde el Congreso se viene trabajando productivamente desde las diferentes comisiones para seguir avanzando.

—Ya que no miente sobre sus reuniones, ¿se ha reunido con el fiscal Pedro Chávarry?
No.

—Con el juez César Hinostroza, ¿por qué no lo admite?
Nunca he tenido una reunión a solas, con Hinostroza o algún juez supremo. Con quien en alguna oportunidad he conversado es con el juez César San Martín. Nunca he pedido al Sr. Camayo una reunión.

—A quien sí conoce.
Sí, lo he saludado, lo conozco, pero nunca he estado en su casa. Jamás me han invitado ni he asistido.

—¿No percibió que es uno de esos empresarios que buscan la cercanía de políticos?
Sé que es amigo de mi hermano Kenji y sabía que con Miki Torres trabajó en el tema del emprendedurismo, pero nunca le he pedido una reunión.

—Siempre hay la tentación de utilizar el poder para hacer ajustes de cuentas. Se dio la Ley Mulder; ahora en la Comisión Lava Jato se habla de la posibilidad de incluir a muchas empresas periodísticas.
[Sobre la Ley Mulder] esperaremos con prudencia la decisión del TC [...]. Frente a los rumores, ya salieron miembros de la comisión, incluyendo la congresista Rosa Bartra, señalando que son falsos. Hay que señalar que solo dos de seis miembros son de FP, Rosa Bartra y Karina Beteta.

—Los políticos tienen muchos juicios, en parte por los recursos que gastan en campañas.
Se ha legislado y hay una ley de financiamiento de partidos, frente a esa posibilidad de que hubiese dinero de una empresa dudosa.

—¿Posibilidad? Hay casos, como les ha pasado a ustedes. El dinero que habría recibido Jaime Yoshiyama todavía está en investigación.
Con referencia a ese tema, Marcelo Odebrecht ha dicho que no me conoce, Barata ha dicho que que soy fría y distante.

—Por eso mencioné directamente a Yoshiyama.
Con referencia a él y a Augusto Bedoya, han negado esa posibilidad y yo les creo. Hay un proceso de investigación, tendremos que esperar con prudencia.

—¿Por qué no una ley de financiamiento público de campañas?
Hace poco el grupo tuvo un encuentro auspiciado por Idea Internacional y Percy Medina nos habló de esa posibilidad, que no solo sea a través de la franja electoral. Eso nos pareció interesante. Quiero mencionar una cosa: me han investigado y me siguen investigando 18 años, mi padre ha estado en prisión 12 años, a mis hermanos que no son políticos, Hiro y Sachie, también los están investigando. Yo me pregunto: ¿qué ha pasado con el Sr. Toledo y Perú Posible, con el Sr. Kuczynski? ¿Han allanado a sus partidos?

—¿Qué mensaje para que los ciudadanos no vean a los políticos bajo ese tamiz de la sospecha y la desaprobación y que sus ‘pero esto es lo urgente y no lo importante’ no sean tomados como un boicot a sus aspiraciones?
¿Se da cuenta de que por el hecho de señalar qué es lo urgente y lo importante hacen una crítica ácida?

—Son las percepciones populares y los políticos trabajan con ella.
Estar en política me obliga a decir lo que pienso, a contribuir con mis convicciones y sugerir hacia dónde debemos caminar. Yo no actúo con cálculo político. Estar en política no es un concurso de simpatía.

*Ayer, Keiko Fujimori nos respondió por escrito tres preguntas para actualizar esta entrevista hecha el miércoles.

—Tras la denuncia que incluye al fiscal de la Nación, Pedro Chávarry, ¿qué plantea sobre su continuidad?
Está procesado en el Congreso y estoy segura de que los congresistas de FP actuarán con firmeza y sentido de justicia. No puede haber duda alguna.

—¿Qué comentario le suscita la revelación sobre una reunión entre Miki Torres e Hinostroza?
En cuanto a la declaración del congresista Torres, él ha sido claro y transparente. Él conoce al Sr. Camayo por su interés en promover las pymes, lo que es público. Y coincidió en su casa con el Dr. Hinostroza. En esa oportunidad, aprovechó para hacerle algunas consultas de derecho. No existe señalamiento alguno de algo indebido.

—Las nuevas acusaciones, ¿no cree que demandan nuevos gestos de colaboración con la justicia y con la reforma del sistema de justicia?
Ratifico mi compromiso por una administración de justicia igual para todos, rápida, ciega y recta. Nadie como nosotros sabe lo que es la persecución y el trato inequitativo, de modo que no acepto señalamientos de tener un trato favorable como sí lo tienen otros.

Tags Relacionados:

Keiko Fujimori

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada