La congresista Marisa Glave indicó que fue ella quien convocó a ciertas personalidades para la campaña por el No. (Foto: GEC)
La congresista Marisa Glave indicó que fue ella quien convocó a ciertas personalidades para la campaña por el No. (Foto: GEC)
Redacción EC

La congresista (Nuevo Perú) afirmó que, tras las declaraciones de ex funcionarios de la constructora brasileña Odebrecht ante fiscales peruanos, no se puede decir que la ex alcaldesa de Lima cometió errores en la campaña por el No a la revocatoria, pues consideró que se trataron de delitos.

“Yo no puedo decir, por ejemplo, que Susana Villarán y quienes estuvieron en esa decisión, cometieron un error, es un delito y eso es lo que hay que asumir. Se cometieron delitos en ese proceso”, aseveró en entrevista con Canal N.

La legisladora indicó que “no es posible” que se haya pretendido denunciar a una mafia y que eso haya supuesto recibir dinero de forma ilícita, ya que se “anula la razón ética de la movilización”.

“Esto tiene una carga bastante grande. No es posible que tú salgas a denunciar una mafia y que el enfrentamiento de esa mafia suponga recibir dinero de otra mafia. Eso simplemente anula la razón ética de la movilización”, dijo.

Asimismo, reveló que fue ella quien convocó a personalidades como la actriz Mónica Sánchez para que participen de la campaña por el No a la revocatoria y precisó que se ha disculpado con varios de ellos.

“Se les pidió, y yo fui una de las personas, que se sumaran [a la campaña]. A ellos y ellas yo les he pedido disculpas y les vuelvo a pedir disculpas porque jamás imaginé que enfrentar a la mafia iba a suponer que alguien terminara cayendo de esa manera”, sostuvo Glave.

Como se recuerda, en el último día de interrogatorios en Curitiba, Brasil, el ex representante de Odebrecht en el Perú Jorge Barata ratificó ante los fiscales peruanos que la ex alcaldesa de Lima, Susana Villarán, le agradeció por el aporte de Odebrecht de US$3 millones para la campaña por el No a la revocación.

Según Barata, tuvo varias conversaciones con Susana Villarán y la que más resaltó fue cuando lo llamó para confirmarle que José Miguel Castro le solicitó un aporte económico para la campaña del No a la revocación.

Barata indicó que conoció a Susana Villarán cuando era alcaldesa de Lima y la visitaba para conversar sobre la concesión Rutas de Lima, cuyo contrato se firmó el 9 de enero del 2013, en pleno proceso revocatorio.