El ministro de Vivienda, Rodolfo Yáñez, participó ayer en la reapertura de la estación Pirámide del Sol del metro de Lima, en San Juan de Lurigancho. (Foto: Ministerio de Vivienda)
El ministro de Vivienda, Rodolfo Yáñez, participó ayer en la reapertura de la estación Pirámide del Sol del metro de Lima, en San Juan de Lurigancho. (Foto: Ministerio de Vivienda)
Alexander Villarroel Zurita

El titular del Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento, Rodolfo Yáñez, descartó que vaya a retirar del cargo al actual director ejecutivo del programa Agua Segura para Lima y Callao, César Ramos Zamora, quien fue acusado de presunto peculado por su desempeño como gerente del Gobierno Regional de Moquegua (GRM).

“¿Por qué no puede seguir trabajando? Mientras que el señor demuestre que profesionalmente cumple con los trabajos que se le encargan, no tendría por qué [sacarlo de su puesto]”, dijo Yáñez.

El ministro consideró que este caso está judicializado, por lo que “hasta que no salga una sentencia no se va a tomar ninguna acción”.

“¿Usted conoce el fondo del asunto? ¿Conoce bien el tema? Los [reportes] periodísticos a veces toman el caso y hacen un problema de lo que no hay”, expresó un ofuscado Yáñez ante las preguntas de la prensa.

César Ramos Zamora ha sido acusado por la fiscalía de Moquegua por presunto peculado, tras haber autorizado el desembolso de más de S/697 mil cuando era gerente del gobierno regional, a pesar de que el consorcio favorecido no llegó a realizar los servicios de supervisión de la construcción de la represa Chirimayuni. Así lo advierte la contraloría en su informe especial N° 1026.

Para el ministro Rodolfo Yáñez, el exfuncionario del GRM ya explicó “bien claro” cuál fue “el problema que ocurrió con ese caso”.

“La empresa consultora llevó el problema a un arbitraje porque se le resolvió el contrato. Y el tribunal arbitral resolvió que se le tenía que pagar. Usted sabe que lo que emita el tribunal es cosa juzgada”, insistió.

—En el MTC—

César Ramos no es el único exfuncionario del GRM que trabaja actualmente para un ministerio, a pesar de tener cuestionamientos por sus anteriores cargos.

El domingo se conocieron los casos de David Mendoza, Jessica Gutiérrez y María Calderón, quienes laboran en el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC), que dirige Edmer Trujillo, quien fuera gerente general del GRM.

La contraloría incluyó a los tres en la lista de implicados por otro caso: el irregular pago de S/41 millones para la construcción del hospital de Moquegua.

Por ello, a través de su procuraduría, también fueron denunciados hace unas semanas ante la Fiscalía Provincial Penal Corporativa Especializada en Delitos de Corrupción de Funcionarios de Moquegua.

Este Diario verificó que ellos figuran en el Portal de Transparencia Económica como proveedores del Estado, en ministerios como Vivienda y Transportes.

También se registran servicios a escala de gobiernos regionales y locales, como el GRM y la Municipalidad Provincial de Mariscal Nieto, también en Moquegua.

El Comercio intentó comunicarse con el ministro Trujillo a través de su asesora de prensa, pero no obtuvimos respuesta.


Sobre César Ramos Zamora, director ejecutivo del Programa “Agua Segura para Lima y Callao”, pesa una acusación por presuntamente haber realizado un pago indebido de S/697.226,41 cuando era gerente del Gobierno Regional de Moquegua, en la gestión de Martín Vizcarra (Foto: Andina).
Sobre César Ramos Zamora, director ejecutivo del Programa “Agua Segura para Lima y Callao”, pesa una acusación por presuntamente haber realizado un pago indebido de S/697.226,41 cuando era gerente del Gobierno Regional de Moquegua, en la gestión de Martín Vizcarra (Foto: Andina).

—Críticas al Ejecutivo—

Diversos integrantes de la Comisión Permanente cuestionaron la continuidad de Edmer Trujillo en el MTC.

“No entendemos cómo es posible que hasta ahora el señor Trujillo no haya presentado su renuncia, y menos aún cómo es que el presidente Vizcarra no lo haya destituido”, dijo Gilbert Violeta (Contigo).

Por su parte, Milagros Salazar (Fuerza Popular) refirió que el jefe del Estado estaría llevando a funcionarios con poca experiencia a laborar en altos puestos del Estado, y que esto está afectando directamente a la ciudadanía.

Edmundo del Águila (Acción Popular) remarcó que el próximo Congreso deberá emprender una investigación política y llegar al fondo de los hechos.

—Opinión de transparencia—

Para el secretario general de la Asociación Civil Transparencia, Iván Lanegra, es importante conocer detalles como, por ejemplo, las fechas en las que los exfuncionarios del GRM entraron a laborar al Estado y su régimen laboral.

Explicó que, en el caso de los funcionarios de confianza, el jefe inmediato podría evaluar su permanencia. Este sería el caso de César Ramos y David Mendoza.

Caso contrario, remarcó, los que ingresen por un procedimiento requieren razones debidamente justificadas. “El hecho de ser investigados no origina, en principio, ningún tipo de impedimento de ingresar al Estado a un puesto”, dijo.