Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Especiales

Sueldos en el Poder Judicial: el laberinto de los bonos para jueces supremos

Jueces

Radiografía remunerativa. Ingresos anuales de magistrados con más de cinco años en el cargo superan a los de otros altos funcionarios del Estado.

En apenas cuatro años, los sueldos de los jueces supremos más antiguos del Poder Judicial se han incrementado en 15 mil soles. Los magistrados con más de cinco años en este cargo pasaron de ganar S/27.117 en el 2015 a S/42.717 en la actualidad, más de lo que recibe un ministro de Estado o el presidente de la República.

Los aumentos se han dado progresivamente a través de bonificaciones sobre el sueldo básico. Desde 1993, con la emisión de la ley orgánica del Poder Judicial, los jueces supremos más antiguos reciben un bono que, en principio, no era pensionable.

Originalmente, los magistrados tenían que haber cumplido diez años en el cargo de juez supremo para recibir un bono equivalente al 25% de la remuneración básica. Así, hasta el 2015, los funcionarios que cumplían estas características ganaban hasta S/27 mil mensuales.

Pero la ley de presupuesto del 2016 –aprobada en el gobierno de Ollanta Humala– introdujo cambios: ya no era necesario cumplir diez años en el cargo para acceder a esta gracia, sino solo cinco. Además, la bonificación se convirtió en el equivalente a tres unidades de ingreso en el sector público (UISP, fijada en S/2.600 desde el 2016 hasta la fecha); y el monto pasaba a ser pensionable después de que el funcionario cumpliera treinta años de servicio en el Estado, diez de ellos en el Poder Judicial.

Con estas modificaciones, los jueces supremos con más de cinco años en el puesto pasaron a ganar S/31 mil mensuales. Este monto está registrado en la página de transparencia del Poder Judicial y en las declaraciones juradas emitidas por los magistrados ante la Contraloría de la República.

—Segundo bono—
En diciembre del 2017, en medio de la tensión previa al primer pedido de vacancia contra el entonces presidente Pedro Pablo Kuczynski, se promulgó la ley de presupuesto del 2018. En una de las disposiciones complementarias, se aprobó otorgar una bonificación adicional para jueces supremos titulares de la Corte Suprema equivalente a 4,5 UISP ( S/11.700). La intención era que el bono fuera solo por el 2018.

Fuentes de El Comercio indicaron que el proyecto de ley de presupuesto enviado por el Ejecutivo al Congreso no incluía este aumento, sino uno mucho menor. Fue en el debate de la Comisión de Presupuesto, entonces presidida por la fujimorista Karina Beteta, que se hizo esta modificación.

El legislador Armando Villanueva (Acción Popular), integrante de ese grupo, no recuerda que este tema haya sido planteado como punto central en la discusión sobre el presupuesto público. Este Diario intentó comunicarse con la congresista Beteta, pero no fue posible contactarnos con ella.

Con esta modificación, los jueces supremos con más de cinco años pasaron a recibir 7,5 UISP de bonificación, lo que sumado a su sueldo y otros beneficios alcanzaba S/42.717 mensuales.

Pero la redacción de esta disposición complementaria no distinguía entre magistrados antiguos y nuevos. Así, por ejemplo, el ex juez César Hinostroza, quien no tenía cinco años en el cargo, pasó de percibir S/23 mil a S/34.917 mensuales, hasta que fue destituido por su vinculación con el caso de Los Cuellos Blancos del Puerto.

La modificación también dispuso que esta bonificación fuese aplicada a los fiscales supremos del Ministerio Público. Por ello, los fiscales Zoraida Ávalos, Pedro Chávarry y Pablo Sánchez pasaron de ganar S/20.800 a percibir S/32.500 durante el 2018. La diferencia equivale a las 4,5 UISP que se otorgaron como bono.

—Mal remedio—
La ley de presupuesto del 2019, aprobada en noviembre del año pasado por el Congreso, intentó corregir esta situación, pero sin éxito. Se hizo una modificación al bono original: se incrementó de 3 a 4,5 UISP para jueces y fiscales supremos, y miembros del pleno del Jurado Nacional de Elecciones. La redacción era engorrosa y omitió el segundo bono, lo que generó una controversia entre los poderes Ejecutivo y Judicial.

En enero, la Sala Plena de la Corte Suprema emitió un comunicado para protestar por la interpretación que el Ministerio de Economía hizo sobre los beneficios a jueces. Señaló que estaban recortando sus remuneraciones.

Para el Poder Judicial, las bonificaciones otorgadas permanecen en el tiempo, por lo que no es válido decir que el bono que recibieron en el 2018 ya no está vigente. Por ello, el Ejecutivo incluyó una aclaración a este tema en el proyecto de modificación de la ley de presupuesto enviado en mayo, la cual fue aprobada por el Congreso.

El jueves, se promulgó una norma que convertía en permanente la bonificación de 4,5 UISP otorgada a fines del 2017, adicional a la que originalmente tenían los magistrados del Poder Judicial de 3 UISP. Estos beneficios están vigentes para jueces y fiscales supremos, y miembros del pleno del JNE, con más de cinco años en el cargo.

—Montos actuales—
Solo 13 de los 18 magistrados titulares que integran la Corte Suprema del Poder Judicial cumplen estos requisitos. Los otros cinco perciben casi S/35 mil mensuales.

La diferencia entre sus sueldos y los de funcionarios de menor nivel es elevada. Los jueces supremos provisionales cumplen las mismas funciones, aunque no hayan pasado la evaluación para ser titulares, explica el especialista Gorki Gonzales. El sueldo de estos magistrados es de S/25 mil mensuales. En tanto, un juez superior percibe S/19 mil.

Según el ex fiscal supremo adjunto Avelino Guillén, esta diferencia no guarda relación con la proporcionalidad establecida en la ley orgánica del PJ. Esta señala que un juez superior debe ganar el 90% de lo que gana un vocal de la Corte Suprema.

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada