El hombre ahora tendrá que enfrentar a las autoridades y asumir la costosa reparación de McLaren 650SS. (Foto: Twitter).
El hombre ahora tendrá que enfrentar a las autoridades y asumir la costosa reparación de McLaren 650SS. (Foto: Twitter).
Redacción EC

Un inusual accidente quedó registrado durante la madrugada del viernes en las calles de Seattle, Estados Unidos. El oficial Rick Johnson patrullaba la zona cuando, a la salida de un túnel, encontró un superdeportivo destrozado; se trataba de un exclusivo McLaren 650S.

Ante lo sucedido, el oficial de policía se acercó a socorrer al conductor del superdeportivo británico. Se trataba de un hombre de mediana edad que resultó ileso y que tan solo 4 horas antes había alquilado el McLaren 650S para movilizarse por la ciudad.

Cuando el conductor fue interrogado por lo ocurrido, él afirmó que tuvo un problema con las llantas del McLaren 650S. Sin embargo, la policía de Seattle mantiene una versión totalmente distinta. Las autoridades aseguran que el hombre conducía a excesiva velocidad y, debido a ello, perdió el control del auto.

Pero el tema no queda ahí. Ahora el conductor del McLaren 650S alquilado tendrá que enfrentar a una sanción de tránsito y, lo que es peor, pagar una nada económica boleta por la reparación del lujoso superdeportivo.