Por segundo año consecutivo, el Perú fue escenario de la Distinguished Gentleman’s Ride (DGR), también llamado ‘Paso de caballeros distinguidos’, en el que los motociclistas manejaron sus motos clásicas vestidos de forma elegante, a favor de la lucha contra el cáncer de próstata.

Al evento asistieron poco más de 200 personas que recorrieron distintas partes de Lima, entre los distritos de Barranco, Miraflores, San Isidro, San Borja, Surco y La Molina. El paseo acabó en el Museo de Autos de Nicolini, donde pudieron conocer sus instalaciones y el trabajo de restauración que allí realizan.

Aunque el evento fue convocado por , aquí y a nivel mundial, en el recorrido se pudo ver distintas marcas de motos con hasta 50 años de antigüedad.

TAGS RELACIONADOS