elcomercio.pe

Más en Historias

Historias

El artista peruano que tatúa a Maluma en su avión privado y busca el Récord Guinness

Stéfano Alcántara, el cerebro detrás del estudio de tatuajes más importante del país, le dibujó a Maluma una paloma de la paz y por esta razón, busca entrar en los libros Guinness

Cuando veas un niño sentado en el piso pintando con plumones y crayolas, como si quisiera inventar un mundo para él mismo, no lo interrumpas. Admíralo.

Stéfano Alcántara ha vivido esa escena de niño, en su casa de La Molina. La recuerda. Como cuando era el niño de raya al costado, camiseta celeste de piqué y abrazado con su hermano y sus primos como en la foto familiar que ha subido en Facebook hace unos meses. Ya sea cuando abrió su primer laboratorio de arte en Lima -Stefano's Tattoo Studio, en el centro Comercial La Rotonda- o ahora que tiene una base en Fort Laudardale. O cuando le dibujó los primeros 4 elefantes en el brazo a Maluma, el cantante latinoamericano más seguido en Instagram, ese álbum abierto.

El último domingo, después de montar un miniestudio en su avión privado, Stéfano Alcántara le tatuó una paloma al colombiano. "Puedo decir que es un gran amigo mío", dice él. El tema es que no fue un tatuaje cualquier ni en un sitio cualquiera: cuando el altímetro del jet de lujo-dormitorio privado-búnker marcaba 43 mil pies de altura, Stéfano terminó de dibujar la paloma. 43 mil pies, 13 mil kilómetros. "Para Maluma este tatuaje significa paz. También es un momento de su carrera, donde está volando altísimo".

La foto (el video) se hizo viral en Instagram y según cuenta el entorno de Alcántara, irá como parte de un documento oficial al Guinness World Records para conseguir una mención como "El tatuaje hecho en lo más alto del mundo".

¿Por qué tatuador?
Yo diría que soy un artistas. Eso escribo cuando me piden una profesión. No solo soy un tatuador, también soy pintor. Ahorita mismo estoy en las calles de Miami pintando para el Art Basel, que es la feria de arte más importante de los Estados Unidos.

¿Dirías que tatuar a Maluma -por excéntrico, famoso- es sencillo o más bien de mucha presión?
Bueno, somos amigos y no es la primera vez que lo hago. Esta vez, por ejemplo, fue una paloma y mientras lo hacía íbamos conversando sobre el significado de esta en su vida.

¿Cuáles son los otros tatuajes que le hiciste al cantante colombiano?
Lo primero fueron cuatro elefantes, que representan a su familia. Luego el complemento de esos elefantes: un reflejo donde se ve una familia tomada de la mano. ¿Sabías que él es muy pegado a su familia? Por eso se llama Maluma, que es un tatuaje con las primeras sílabas de los nombres de su familia. Me parece que lo tiene desde que tenía 13 años. Luego le hico un ángel que posteamos una sola vez en redes sociales. Un tiempo después un ángel guardián detrás de él. Y ahora una paloma. Maluma le encuentra siginficados a cada cosa que se tatúa y que hace. Así, la imagen queda mucho más cargada de energía.

Conoce su casa en Medellín, alguna vez almorzaron en un restaurante peruano y en esas charlas, Maluma le contó que recuerda con cariño el reality de competencias (Combate) que lo invitó alguna vez por un tiempo. Mientras tanto, Stéfano Alcántara, el cerebro detrás del estudio de tatuajes más importante del Perú, sigue descubriendo que toda plataforma puede ser un lienzo. En 2017, con su campaña 'Tatuando por el Perú', le dibujó una sonrisa a decenas de niños golpeados por desastres naturales que han paralizado el país. Y él, también, le pintó una sonrisa detrás de la barba de vikingo.


Leer comentarios ()

Subir
Ir a portada