Redacción Somos

Crédito para notas generales de Somos

Si hay algo que se ha evidenciado en estos momentos de crisis es la solidaridad y resiliencia de los peruanos. Cada día, a pesar del , conocemos las historias de compatriotas que le dan la mano a otros cuando más lo necesitan.

Ese es el caso de Daysi, Melcy, Leyla y Zita, cuatro mujeres que surcan el río Putumayo para llegar a alejadas comunidades de la región Loreto, donde enseñan a elaborar mascarillas para evitar el contagio de , como parte de una iniciativa del Programa Nacional PAIS, del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis).

MIRA: Protestas en Berlín, abre el MET en Nueva York y la magia de David Blaine: las mejores imágenes de la semana

Ellas viven en el centro poblado San Antonio del Estrecho, ubicado en la frontera con Colombia y a 15 días de navegación desde la ciudad de Iquitos, capital de Loreto. Fueron convocadas por Madeleine Ramos, monitora del Programa Nacional PAIS, para aprender la confección de mascarillas.

“Aquí la gente no usa mascarillas, aunque sí están tomando conciencia de la importancia del distanciamiento y el lavado de manos. Frente a esta situación, con mi colega Daysi, del programa Cuna Más, contactamos al equipo ‘Mamás de Frontera’ de la Universidad Peruana Cayetano Heredia, que nos enviaron videos para aprender a elaborarlas”, contó Madeleine.

Se desarrolló una capacitación virtual en el tambo San Antonio del Estrecho sobre corte de tela, acabado y confección de las mascarillas para evitar la propagación del nuevo coronavirus, que permite, además, a cuidar el medio ambiente. Después se capacitó a dos facilitadoras para hacer el efecto multiplicador.

En San Antonio del Estrecho las mujeres de la comunidad ya elaboran sus mascarillas gracias a esta iniciativa y a la donación de telas —que cumplen con las especificaciones técnicas del Ministerio de Salud— por parte de la municipalidad provincial del Putumayo, la Prefectura y el Vicariato Apostólico. //

VIDEO RECOMENDADO

Crece el temor a segunda ola de la pandemia en el mundo
Cierre de playas y discotecas, mascarillas obligatorias, prohibición de reuniones masivas: Las restricciones se endurecen en varios países.