El corto en el que participaron los niños del colegio cusqueño de Pampacorral, sobre la leyenda de la puya Raimondi, se transmitirá a toda Latinoamérica a través de DIRECTV.
El corto en el que participaron los niños del colegio cusqueño de Pampacorral, sobre la leyenda de la puya Raimondi, se transmitirá a toda Latinoamérica a través de DIRECTV.
Rosario Castro Pacheco

“Me siento feliz de participar en este cortometraje, que me hayan escogido para contar la historia de la puya Raimondi. Más adelante me gustaría aprender a manejar los equipos para hacer una película”, cuenta Josué Juárez Lima (12), de la comunidad de Lares, Cusco. Él aparece en cámaras. Es uno de los protagonistas de la pieza dirigida por el realizador de cine y televisión Lucas Palacios. En esta, Josué es entrevistado por uno de sus compañeros del colegio Pampacorral. Ahí habla de la leyenda de la famosa puya.

“Hace muchos años, unos chunchos [hombres gigantes que viven en el valle] querían ir al mar. Pero a ellos se les ocurrió viajar de día, cuando solían hacerlo siempre de noche. Su jefe ya les había advertido que de día los animales podrían convertirlos en algo con su canto. Ellos hicieron caso un tramo, pero luego desobedecieron. Fue así que terminaron siendo transformados en las puyas de Raimondi. Se quedaron ahí en el poblado de Occopata y aún se cuenta que durante la noche se mueven un poco hacia el mar”, narra Josué en el corto. Él y sus amigos se verían luego por primera vez en la pantalla grande. La emoción desbordaba en sus sonrisas y el orgullo también porque cerca de 600 vecinos de Lares vieron el trabajo realizado cuando este se emitió el 16 de noviembre, durante el montaje de un cine itinerante en el coliseo de Lares.

COLORES ESPERANZA. Dentro de las actividades organizadas el día del montaje del cine itinerante, se incluyó que los niños aprendieran a mezclar pinturas, para que el muralista Juan Carlos Chávez (‘Cake’) pudiera trabajar una pared para ellos.
COLORES ESPERANZA. Dentro de las actividades organizadas el día del montaje del cine itinerante, se incluyó que los niños aprendieran a mezclar pinturas, para que el muralista Juan Carlos Chávez (‘Cake’) pudiera trabajar una pared para ellos.

UN NUEVO MUNDO AUDIOVISUAL

Era mediodía del 16 cuando llegamos al colegio Institución N° 50206 de la comunidad de Pampacorral, a cuatro horas de la Ciudad Imperial. En el jardín estaban Josué y Lucas Palacios, quienes trabajaban en el cortometraje. “A todos los niños les estábamos enseñando el uso y los lenguajes de las cámaras y del sonido. Luego dejamos que interactúen entre ellos y entonces comenzaron a hacerse entrevistas entre sí y a narrar la leyenda de la puya Raimondi. Fue así que surgió la idea del corto. Ellos están encantados con el proyecto”, cuenta el cineasta, quien fue convocado para trabajar con los chicos por Generación DIRECTV, el área de responsabilidad social de esa compañía, la cual aquel día instaló el servicio gratuito de “Escuela +” (canal 804 de DIRECTV) en las aulas del colegio. Desde entonces, cada lunes y martes, los niños pueden ver programas pedagógicos que complementan las lecciones aprendidas en las clases. También tienen acceso a otros 35 canales con contenidos culturales y educativos. Los niños estaban emocionados por la novedad televisiva y ansiosos por lo que venía después: la función del cine.

LUCES, CÁMARA... ¡ACCIÓN! Los niños de Lares se capacitaron con herramientas audiovisuales durante tres días bajo la dirección del cineasta Lucas Palacio
LUCES, CÁMARA... ¡ACCIÓN! Los niños de Lares se capacitaron con herramientas audiovisuales durante tres días bajo la dirección del cineasta Lucas Palacio

GRAN EXPERIENCIA

A las 3 p.m. tocaba ir al coliseo de Lares. Allí se instalaría el cine itinerante del Festival Académico de Cine Universitario Internacional (FACIUNI), un programa de becas para cineastas y estudiantes latinoamericanos presentado por DIRECTV, Generación DIRECTV y la asociación sin fines de lucro Juguete Pendiente. Todas estas instituciones habían preparado un show infantil como antesala a la tarde de cine. Además, instalaron y prepararon la pantalla móvil “Faciuni Itinerante”. Al llegar, los niños ingresaron corriendo, todos querían estar lo más cerca posible de la gran novedad: la pantalla de cine. Cuando esta se encendió, todos quedaron en silencio y concentrados. El corto de los alumnos del colegio Pampacorral y la película animada Coco rebasaron todas las expectativas.//

TAGS RELACIONADOS