Módulos Temas Día

Más en Somos

Ni Una Menos: manual básico antimachista

La primera mujer psicoanalista Mati Caplansky presenta 10 puntos claves para no ser machistas 

Ni Una Menos

25 de noviembre se realiza la tercera marcha Ni Una Menos en la plaza San Martín a las 2 p.m. (Foto: Alonso Chero/ El Comercio)

El 25 de noviembre se realiza la tercera marcha Ni Una Menos en la plaza San Martín a las 2 p.m. (Foto: Alonso Chero/ El Comercio)

1. SERES COMPLEMENTARIOS. Lo primero y más general es que para no ser machistas los hombres tienen que considerar que las mujeres somos seres complementarios. Cuando veo a un tipo arrastrando a una chica de los pelos, pienso: ¿qué tiene ese hombre en la cabeza?, porque estoy segura de que hacen eso mismo con los perros y con los gatos. Así que, en primer lugar, deben dejar de tratarnos como animales, como seres inferiores.

2. RECORDAR DIFERENCIAS EN LA IGUALDAD. Somos un par complementario, un ser humano que tiene afectos –como ellos–, pero que en principio somos más sensibles por razones psicológicas, biológicas y culturales.

3. PONTE EN MIS ZAPATOS. No usar a la mujer, sino disfrutar con ella, y no solo nos referimos al aspecto sexual. Respetar el timing de las mujeres, tener empatía con nosotras. Ponerse en el lugar de nosotras.

4. “SÁCALA, LLÉVALA AL CINE...”. Considerando esas premisas, los hombres deben tener detalles con las mujeres. ¿Qué quiere decir eso? Tratar de leer a la mujer. No hablamos de la época de cortejo solamente. Ojo que los detalles deben ser también de la mujer para el hombre. Esto debe ser mutuo.

5. PIENSA EN TU MADRE. Es agradable una validación de nuestra belleza física si y solo si eres una persona de nuestra confianza; de lo contrario, es un insulto, un atrevimiento. Un piropo bien puesto es lindo y erótico solo en parejas. Quizá los hombres tendrían que pensar si le dirían eso a su madre o a su hermana.

6. IGUAL DE CAPAS QUE ELLOS. Dejar de pensar que los hombres son los llamados a ostentar los más altos cargos de una empresa o cualquier tipo de institución. Una mujer puede estar igual o más calificada. Esto es parte del respeto que se tiene que tener al género femenino. Una mujer puede ser un premio Nobel o un presidente. Una mujer es susceptible de lograr esos cargos o esos premios. 

7. CONTROLA TU ‘ESCANEO’. Es de mal gusto y una falta de respeto que un hombre te ‘escanee’ con la mirada y peor aún si esa persona está acompañada por su pareja. Puede ser dramático para las mujeres que se preguntan por qué haces eso. Pero los ojos están para mirar. 

8. MUJER OBJETO I. Nunca, jamás en tu vida, te está permitido tocar a una mujer desconocida o que no haya dado su consentimiento. Que me ponga un vestido apretado, una falda corta o que me maquille el rostro no es una invitación a nada. No me estoy poniendo ‘en escaparate’.

9. MUJER OBJETO II. Los hombres que trabajan en publicidad deben dejar de usar a las mujeres como adorno hasta en publicidad de ladrillos y otros productos que no tienen nada que ver con ella. Y si se empeñan tanto en poner cuerpos de mujeres bellas, que pongan un equivalente de varones, porque el cuerpo del ser humano es hermoso en general. 

10. MUCHO AYUDA EL QUE NO ESTORBA. No estás obligado a ser ‘feminista’ ni a luchar por las reivindicaciones de las mujeres. Pero si te enteras de un caso donde alguna de ellas ha sido maltratada o agredida, al menos no cuestiones ni la culpes a ella de lo ocurrido. Si no eres lo suficientemente solidario para acompañar con alguna palabra de apoyo, mejor cierra la boca.

Tags Relacionados:

Ni una menos

Leer comentarios ()

Hoy en portada

Subir
Fotogalerías