En el Perú, el 31% de los niños recibió su primer equipo tecnológico antes de los 9 años. Por ello, es importante que los padres conozcan los métodos por los que pueden monitorearlos y protegerlos de los peligros que el uso de estos dispositivos conlleva. (Foto: iStock)
En el Perú, el 31% de los niños recibió su primer equipo tecnológico antes de los 9 años. Por ello, es importante que los padres conozcan los métodos por los que pueden monitorearlos y protegerlos de los peligros que el uso de estos dispositivos conlleva. (Foto: iStock)
José Enrique Palomeque Flores

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

Con las fiestas navideñas tan cerca de nosotros, muchos padres están optando por adquirir un smartphone o una tablet para que sus hijos puedan distraerse con videos o juegos interactivos, además de conectarse a sus clases. Actualmente, se ha vuelto habitual que los más pequeños del hogar tengan acceso a equipos electrónicos debido a la presencia que tienen estos en la vida cotidiana de sus progenitores y de prácticamente todo el mundo.

PUEDES VER: ¿Cómo blindar nuestro celular para protegerlo en caso de pérdida o robo?

Sin embargo, dado que Internet puede ser la puerta a contenidos no aptos para infantes o puede ser el medio por el que ciberdelincuentes roben información del nuevo equipo tecnológico del engreído del hogar, es vital saber qué alternativas tenemos a la mano para salvaguardar al niño y sus datos privados.

Por esta razón, aquí te compartimos una serie de recomendaciones sobre cómo debes proceder para blindar el nuevo celular, la tablet o la PC de un menor de edad. Además, mostramos aplicaciones que puedes descargar para que tenga una experiencia segura con su dispositivo.

Establece las reglas

Generalmente, los niños no están conscientes del tiempo que invierten en una actividad siempre que esta los mantenga entretenidos. El acceso a Internet mediante un equipo tecnológico suele embelesar incluso a personas adultas, por lo que es necesario limitar las horas que un menor invierte frente a la pantalla de uno de estos dispositivos.

PUEDES VER: El tráfico de datos móviles se ha multiplicado casi por 300 en diez años, según Ericsson

La Organización Mundial de la Salud (OMS) que los niños de 1 a 4 años de edad deben estar en movimiento por lo menos 3 horas al día para desarrollarse y no permanecer más de una hora frente a una pantalla para no interrumpir otras actividades como su alimentación, educación o sueño. El pactar el uso de estos dispositivos con los infantes no solo debería referirse al tiempo, sino también a lo que puede y no puede hacer el menor con su gadget.

Como padre, es importante tener en claro lo siguiente:

  • El menor no puede compartir ningún tipo de dato personal con un extraño mediante cualquier vía (correo, redes sociales, etc)
  • El menor no puede descargar aplicaciones en su dispositivo sin la autorización respectiva.
  • El menor no puede interrumpir sus otras actividades por usar su dispositivo

Si es necesario, se puede usar algún tipo de método para que el infante comprenda que se trata de un tema serio, mencionando también que, de no cumplirse alguna de las reglas establecidas, recibirá una sanción como la retención de su nuevo equipo electrónico. Esto queda a criterio del padre.

En el Perú, 75.1% de niños y adolescentes ingresaron a Internet mediante un dispositivo móvil, en su mayoría para sus clases virtuales. (Foto: UNICEF)
En el Perú, 75.1% de niños y adolescentes ingresaron a Internet mediante un dispositivo móvil, en su mayoría para sus clases virtuales. (Foto: UNICEF)
PUEDES VER: El 61% de los padres que restringen el uso de celulares a sus hijos no cumplen estas mismas normas, según estudio

Elegir el equipo correcto

El primer celular, tablet o PC de un niño es importante ya que, mediante este, aprenderá cómo funciona el mundo a través de la tecnología. Por esto mismo, es pertinente que el padre sepa a qué edad es recomendable comprarle el dispositivo en cuestión. Por ejemplo, la Academia Estadounidense de Pediatría recomienda que un menor de edad no debe estar expuesto a una pantalla hasta que cumpla, por lo menos, 2 años.

Habiendo aclarado esto, es primordial que deliberemos responsablemente cuando es pertinente entregarle un smartphone o una tablet a un infante. La edad recomendada para que alguien tenga un celular, por ejemplo, es 12 años. Si bien entidades como la OMS no alientan el uso de móviles en menores de 6 años, los fabricantes han dedicado esfuerzos a diseñar dispositivos enfocados especialmente en niños como la Amazon Fire 7 Kids o el Fitbit Ace 3, una tablet y un reloj inteligente con lo necesario para que el menor vaya acostumbrándose al uso de aparatos electrónicos para su entretenimiento, educación y comunicación.

Es importante recordar que los padres del menor son los que tienen la última palabra a la hora de optar por un dispositivo para su pequeño. Para ello, es mejor buscar el equipo ideal considerando sus características antes de hacer la compra.

Diversas organizaciones aconsejan a los padres de familia que no expongan a sus hijos a una pantalla antes de los 2 años. (Foto: Charles Deluvio/Unsplash)
Diversas organizaciones aconsejan a los padres de familia que no expongan a sus hijos a una pantalla antes de los 2 años. (Foto: Charles Deluvio/Unsplash)

Todo bajo control

Los padres deben estar al tanto de todo lo que hacen sus menores hijos para poder guiarlos, instruirlos y acompañarlos mientras aprenden cómo funciona el mundo. Para esto, existen diversas aplicaciones y funciones que les permitirán monitorear lo que sus pequeños hacen con sus dispositivos.

Martina López, investigadora de seguridad de Eset Latinoamérica, y Carolina Mojica, gerente en ventas de consumo de Kaspersky, nos brindaron una serie de alternativas a tomar en cuenta para que los menores estén siempre protegidos bajo la supervisión de sus padres. Estos son:

  • Contraseñas seguras: el tener a la mano una app para generar y administrar contraseñas con un alto nivel de complejidad para sus diversas cuentas es vital para que los ciberdelincuentes o personajes desagradables no accedan a la información personal del menor.
  • Bloqueo de pantalla siempre activo: puede resultar un tanto obvio, pero el tener una modalidad de bloqueo de pantalla con patrón, PIN, contraseña o credenciales biométricas puede evitar que inescrupulosos tomen el equipo del niño y revisen sus mensajes, fotos o videos, material que puede ser usado para acoso por redes en su contra.
  • Un sistema antivirus es ley: si el dispositivo del menor tiene acceso a Internet, este puede llegar a ser expuesto a malware que roba sus datos. Una solución es bloquear el acceso a todas las páginas de dudosa procedencia o sin seguridad, pero lo más recomendable es tener instalado un software antivirus que pueda notificar si el equipo ha sido infectado y tomar rápida acción para que no genere más problemas.
  • Funciones de Android o iOS fundamentales: los dos sistemas operativos más populares para móviles y tablets poseen interesantes opciones que sacarán de más de un aprieto a los usuarios. Tenemos “encontrar dispositivo” para localizar el equipo en caso se haya extraviado o robado y “borrar información de forma remota” para eliminar todos los datos y así no dejar material que puede ser usado por delincuentes. Solo hay que recordar que estas funciones siempre deben ser activadas antes de entregarle el dispositivo al niño.
  • El control parental es su mejor amigo: una investigación de Kaspersky reveló que los intereses principales de los niños en los últimos meses se dividen en ver contenidos en YouTube y jugar videojuegos. Dado que el material audiovisual que está presente en Internet es tan variado, los infantes pueden llegar a ser expuestos a imágenes desagradables o inapropiadas para su edad. Por ello, las apps de las principales plataformas ofrecen opciones de control parental para que los padres limiten lo que sus hijos pueden ver a través de estas. Las principales redes sociales y plataformas digitales poseen estos parámetros y basta con indagar en sus ajustes para configurarlos. No obstante, también es buena idea tener apps que permitan moderar la interacción de los niños con sus equipos y para ello existen múltiples alternativas como Kaspersky Safe Kids, una herramienta que permite monitorear el dispositivo del menor, proteger sus actividades en línea, bloquear apps y páginas web no deseadas y hasta establecer horarios para el funcionamiento del aparato.
Existen aplicaciones que permiten a los padres de familia monitorear todo lo que sus hijos hacen y ven mediante sus equipos tecnológicos como celulares y tablets. (Foto: AFP Relaxnews)
Existen aplicaciones que permiten a los padres de familia monitorear todo lo que sus hijos hacen y ven mediante sus equipos tecnológicos como celulares y tablets. (Foto: AFP Relaxnews)

No temas a las redes sociales, enfréntalas

Las redes sociales pueden suponer un peligro para los menores de edad ya que están expuestos al contacto de personas que, bajo el anonimato que brinda Internet, pueden perjudicarlos pidiéndoles información personal, solicitando fotos o videos suyos y hasta acosándolos o chantajeándolos con sus datos. El riesgo es evidente y es por eso que las compañías que manejan estas plataformas establecen que un usuario debe tener 13 años como mínimo para usarlas, como en el caso de Instagram.

Pero, además de esta regla, las apps de las redes sociales tienen configuraciones para que los padres controlen las libertades que tiene la cuenta de sus hijos. Estas varían según la plataforma, pero son similares entre sí: monitoreo de conversaciones, limitación de contenido que puede ver y establecimiento de las cuentas con las que puede interactuar.

De todos modos, lo importante siempre es la comunicación constante. Los padres deben conversar claramente con sus hijos para aclarar dudas, cimentar reglas de uso y, sobre todo, crear espacios de confianza en los que pueden charlar de lo que sea, incluso de esos temas que pueden estar incomodándolos .

Un infante es un ser en crecimiento y necesita de la guía adecuada para aprender a reconocer riesgos en Internet.

Las redes sociales especifican que un menor de 13 años no debe tener una cuenta en sus plataformas y además ofrecen diversas configuraciones para limitar lo que los que acaban de superar esta edad pueden ver y con quienes pueden interactuar. (Foto: López-Dóriga)
Las redes sociales especifican que un menor de 13 años no debe tener una cuenta en sus plataformas y además ofrecen diversas configuraciones para limitar lo que los que acaban de superar esta edad pueden ver y con quienes pueden interactuar. (Foto: López-Dóriga)

Conclusiones

Incluso si muchos se oponen a este hecho, una cosa es cierta: cada vez son más los niños que reciben su primer equipo tecnológico a temprana edad. Un estudio de Kaspersky nos revela que el 31% de niños peruanos obtuvo su primer dispositivo antes de los 9 años y que al 51% de los padres en el país le resulta difícil ser modelo de conducta para su menor. Los tiempos han cambiado y la integración de la tecnología en la vida cotidiana de las personas solo se vuelve más pronunciada con cada año que pasa.

Tanto López como Mojica coinciden en que, si bien la tecnología brinda herramientas que pueden usarse para proteger a los menores que poseen un smartphone, tablet o computadora, son los padres los encargados de cerciorarse de que todo va bien con el desarrollo de sus hijos en el ciberespacio y con el uso de estos dispositivos.

Ahora que la pandemia obligó a los más pequeños a permanecer en casa y trasladar sus espacios de aprendizaje al mundo digital, muchos se vieron obligados a instruir a sus retoños sobre los usos, ventajas y riesgos de la tecnología en la vida de los seres humanos pese a que no planeaban que estos tuvieran un equipo electrónico tan pronto. Como sustento y guardianes de sus niños, se necesitan padres capacitados para enseñarles lo maravilloso y peligroso de estos equipos.

VIDEO RELACIONADO

¿Cúales son las claves para entender el boom de las criptomonedas? - LPD
El tema que resuena en la industria tecnológica y financiera hoy en día es la criptomoneda. Creado en 2008 con el concepto del Bitcoin, este activo digital tomó por sorpresa al mundo y en la actualidad se cotiza en decenas de miles de dólares. Las razones son varias y en este video te las explicamos.

TE PUEDE INTERESAR:

Síguenos en Twitter: