Módulos Temas Día

Construyó prótesis de mano para una niña accidentada con tecnología de impresión 3D


El ingeniero de 46 años del sudoeste de Taiwán diseñó su propio antebrazo ortopédico. No tenía formación médica, pero sí una gran voluntad que adquirió tras accidentarse

El ingeniero de 46 años Chang Hsien-Liang, quien construyó su propio antebrazo prostético, utilizó la tecnología de impresión 3D para brinda ayuda a una niña de ocho años que perdió los dedos en un terrible accidente a los nueve meses. El taiwanés había perdido la extremidad hace años y, tras varios intentos, logró hacerse con una pieza a su medida con ese método.

La inspiradora historia de superación empieza con un grave accidente laboral en una planta de matricería en la ciudad de Tainan. Cuenta que presionó un botón equivocado al operar una estampadora. A consecuencia de esto último su mano derecha y antebrazo quedaron deshechos y tuvieron que ser amputados.

Las prótesis que adquirió después no lo convencieron y la mano robótica que quería era demasiado cara. Tenía que pagar miles de dólares para hacerse con la movilidad que deseaba.

Fue por eso que este ingeniero metalúrgico del sudoeste de Taiwán se propuso diseñar y construir su propio brazo ortopédico, usando tecnología de impresión 3D. Adquirió un escáner y se dedicó a investigar. No tenía conocimientos médicos, pero eso no fue obstáculo: aprendió en intenet todo lo que tenía que saber sobre el funcionamiento de los dedos.

Chang afirma que tras varios intentos logró hacer un brazo con dedos móviles por 4.000 dólares. "Estaba muy contento y muy entusiasmado: finalmente mi diseño podía ser usado".

Actualmente, se encuentra diseñando y construyendo una prótesis de mano para Ángel Peng, la niña de ocho años que se accidentó a muy temprana edad. La madre de la pequeña, Peng Ji-han, escuchó hablar de Cheng en la clínica donde lleva su hija.

"Creció pensando que es normal no tener la otra mano", dice Peng, en declaraciones que recoge la agencia Reuters. Dijo que no podía pagar una costosa prótesis para su hija.

Sin embargo, las esperanzas de la pequeña Ángel crecieron enormemente cuando gracias a una versión anterior del producto 3D de Chang pudo agarrar una botella. Ahora dice que no ve el momento de tener su nueva mano.

"Cuando tenga la mano, lo primero que voy a hacer es subirme a una bicicleta", expresa emocionada la niña.

LEE TAMBIÉN...

Tags Relacionados:

impresión 3D

Leer comentarios ()

500 | El Comercio Perú
Módulos Temas Día

¡Oops!... 500

La página que buscas no existe, probablemente el enlace que usaste es erróneo, intenta ubicarlo en la página principal o usa el buscador para encontrar la noticia que buscas:

Volver a la página principal

Subir

Hoy en portada

Subir
Fotogalerías