Alcohol en polvo podría ser prohibido antes de su lanzamiento
Alcohol en polvo podría ser prohibido antes de su lanzamiento
Redacción EC

EE.UU. El creador del alcohol en polvo está tratando por todos los medios evitar que políticos prohíban la llegada de este nuevo producto a las tiendas estadounidenses. ¿Lo logrará?

Después de recibir la aprobación del gobierno federal el mes pasado, Mark Phillips, creador del Palcohol, se prepara para sacar pronto a la venta el polvo, con el que se pueden preparar cuando se mezcla con agua.

Pero primero Phillips debe convencer a legisladores escépticos, desde el estado de Hawai hasta el de Maine, quienes trabajan a todo vapor para impedir su salida al mercado.

"Todos estamos tratando de implementar leyes antes que el producto llegue a las tiendas, y él quiere que llegue a las tiendas lo antes posible para demostrar que no es un problema", dijo el representante Mick Devin, demócrata por Maine que presentó un proyecto de ley que prohíbe el alcohol en polvo, producto que recibió el mes pasado el aval de la Oficina de Tributación y Comercio de Alcohol y Tabaco de

Seis estados ya han prohibido el producto, y legisladores de otros 30 estados han presentado iniciativas de ley similares. Estos políticos alegan que temen que el alcohol en polvo pueda llegar fácilmente a manos de menores de edad.

Phillips dice que cree que la resistencia al Palcohol se debe en parte a la industria de bebidas alcohólicas, a la que le preocupa la competencia. Asimismo, rechaza de plano la insinuación de que su producto sea más peligroso que el líquido y dice que prohibirlo impulsará la demanda.

"Sabemos que la prohibición no funciona", dijo Phillips.

El Palcohol se venderá en pequeños sobres equivalentes a una porción de alcohol. Al agregar agua, jugo de frutas o refresco se pueden preparar bebidas alcohólicas. Las autoridades todavía no han aprobado una versión con sabor a limón.

El producto tiene como público objetivo a personas activas que desean disfrutar de bebidas alcohólicas pero que no quieren llevar botellas pesadas cuando realizan actividades como escalar montañas.

Devin y otros críticos dicen que temen que los adolescentes lo inhalen y lo usen en fiestas y eventos deportivos. Otros dicen que pudiera facilitar el agregar más alcohol a otras bebidas.

Erin Artigiani, subdirectora de Políticas y Asuntos Gubernamentales del Centro de Investigación de Abuso de Sustancias de la Universidad de Maryland, dijo que le preocupa que la gente, incluso sin darse cuenta, pueda preparar bebidas extremadamente fuertes mezclando el polvo con menos líquido del necesario.

Alaska, Louisiana, Carolina del Sur, Utah, Vermont y Virginia han aprobado prohibiciones desde abril, según la Conferencia Nacional de Legislaturas Estatales.

Fuente: AP