Tumba de Tuntankamón. (Foto: EFE)
Tumba de Tuntankamón. (Foto: EFE)
Redacción EC

La tumba de , con más 3 mil años de antigüedad, continúa dando sorpresas a los arqueólogos apostados en el Valle de los Reyes en Egipto. Esta vez un radar reveló evidencia de que existiría una habitación oculta detrás de una de sus paredes.

Los hallazgos, publicados en la revista “Nature”, reviven la teoría de que esta nueva cámara descubierta podría ser el lugar de entierro de la reina egipcia Nefertiti.

Busto de Nefertiti. (Foto: EFE)
Busto de Nefertiti. (Foto: EFE)

Para dar con el sitio, el equipo dirigido por el arqueólogo Mamdouh Eldamaty -ex ministro de Antigüedades del país- utilizó un radar de penetración terrestre (GPR) que permitió escanear los alrededores de la tumba de Tutankamón.

El hallazgo, presentado por el Consejo Supremo de Antigüedades (CSA) de Egipto, demostró que se trataría de un pasillo de casi dos metros de alto y al menos diez de largo.

En tanto, los investigadores no han asegurado si se trata de la tumba de la misteriosa Nefertiti, ni han desechado la teoría que se trate un anexo a la tumba del faraón que murió a los 19 años.

Sin embargo, de acuerdo a la experiencia arqueológica en otros lugares, sí sugiere que existe una conexión entre ambos espacios ya que tiene una orientación perpendicular, que otras tumbas relacionadas no tienen.

SURGIMIENTO DE LA TEORÍA

Esta no sería la primera vez que se alude a que Nefertiti podría estar sepultada en las proximidades de KV 62, como es conocida la tumba. En 2015, el egiptólogo Nicolas Reeves advirtió que encontró líneas rectas y grietas pintadas en la habitación, que sugerían la presencia de paredes falsas.

Y tras de ellas, según lo documentado en ese entonces, estaría el perdido sepulcro de la reina egipcia.

Después de este informe, cuando Eldamaty era jefe de la cartera de Antigüedades, se permitió dos estudios por GPR de las paredes de las tumbas. El primero realizado por un equipo japonés, que parecía confirmar la existencia de habitaciones ocultas. Y el segundo, ejecutado por National Geographic, que no pudo confirmar lo dicho por Reeves.

Posterior a esto, otros equipos de expertos han tratado de dar con la habitación oculta, pero ninguno ha tenido resultados.

OTRA POSIBILIDAD

Si bien, a la fecha no hay certeza de lo que se podría encontrar en la desconocida habitación, algunos sugieren que se podría tratar de la esposa del Faraón, Ankhesenamun, cuyo lugar de entierro tampoco ha sido descubierto.

En esta línea, el investigador de la Universidad de Bristol, Aidan Dodson, dijo que se podrían encontrar restos de princesas de la época. Y, agregó que cualquier hallazgo podría ser “increíblemente significativo”.

Emol, GDA

Síguenos en Twitter...