Equipo médico para prevención de cirrosis llega a Perú [VIDEO]

Un novedoso  llamado FibroScan 502, que es capaz de identificar de inmediato la fibrosis y el porcentaje de grasa del hígado, llegó al Perú para ser utilizado en la prevención de en pacientes de riesgo, informó la Clínica Ricardo Palma.

"Este equipo permite detectar el nivel de grasa el el hígado y la fibrosis de una manera rápida y sin necesidad de realizar una biopsia, lo que elimina el tiempo de hospitalización luego del examen y además se obtienen los resultados de manera inmediata", asegura a El Comercio Adelina Lozano Miranda, responsable de la Unidad de Hígado de esta clínica.

El FibroScan 502 es un dispositivo de diagnóstico que utiliza la tecnología denominada Elastografía Transitoria con Vibración Controlada (VCTE) con la que se cuantifica la rigidez hepática, y con la tecnología de Parámetro de Atenuación Controlado (CAP) que cuantifica la esteatosis (grasa) hepática.

"Esta tecnología nos permite tener un panorama general del hígado, lo que permite hacer un diagnóstico integral del hígado y tomar las medidas oportunas para que la patología no avance hasta una cirrosis y el paciente se recupere", afirma Lozano.

Según la experta, se ha comprobado que un cambio de hábitos alimenticios y estilo de vida han podido frenar el avance de las enfermedades hepáticas que pueden llegar a ser mortales en pacientes con males como la diabetes.

Este examen se puede repetir varias veces al año, a diferencia, por ejemplo, de la biopsia y es parte del algoritmo diagnóstico de guías internacionales como método de elección en la valoración de fibrosis

La novena causa de muerte

Como se conoce, las enfermedades al hígado se han convertido en la novena causa de mortalidad en el país, según los reportes de 2013 de la Oficina de Epidemiología del Ministerio de Salud.

De acuerdo a la experta, estos males afectan de manera significativa la calidad de vida e ingresos de las personas ya que se presenta entre los 30 y 59 años, la etapa productiva del ser humano.

“El paciente muchas veces no se da cuenta de estos males porque no producen síntoma y es difícil de detectarlos con los métodos tradicionales o invasivos", asegura Lozano.

Los problemas en el hígado primero causan fibrosis hepática y luego cirrosis, condición que predispone al cáncer de hígado y demanda un trasplante hepático, por ello es fundamental el diagnóstico precoz.

TAGS RELACIONADOS