Módulos Temas Día

Más en Ciencias

La benzoilecgonina, la sustancia que vinculan a Paolo Guerrero

Globoesporte de Brasil señala que en la muestra B del delantero se encontró la misma sustancia que en la primera

Paolo Guerrero

Paolo Guerrero no cuenta con antecedentes negativos en las pruebas de doping a lo largo de su carrera. (Video: El Comercio)

La semana pasada se pudo conocer que una prueba antidopaje de Paolo Guerrero presentó un “resultado analítico adverso”, que abrió las puertas a un posible caso de doping. La situación ha generado gran incertidumbre entre los hinchas de la selección peruana de fútbol,  pero también motivó una gran ola de apoyo hacia el capitán de la blanquirroja.

Lo realmente preocupante es que, según la prensa brasileña, el supuesto positivo en la prueba de doping habría sido por la presencia de benzoilecgonina, compuesto usado para detectar el consumo de cocaína. A buena parte de la opinión pública este nombre resulta poco familiar, por lo que pasaremos a explicar qué es.

FIFA doping

La FIFA es bastante clara en su reglamento y en cuanto a la terminología que usa para definir los casos de doping. (Foto: FIFA)

Paolo Guerrero: la FIFA es bastante clara en su reglamento y en cuanto a la terminología que usa para definir los casos de doping. (Foto: FIFA)

FIFA

¿Qué es esta sustancia?

En términos específicos, la benzoilecgonina es el principal metabolito de la cocaína. Un metabolito es una molécula generada por la actividad biológica de un organismo a partir de otra que ha ingresado a su interior.

De forma más simple, podemos decir que este tipo de sustancias son las que ha convertido el cuerpo humano al consumir otras.

Así definió a la benzoilecgonina el doctor Elmer Huerta en una entrevista con RPP TV: “Es la primera sustancia en la que la cocaína se desdobla cuando entra al cuerpo”.

“Cuando una persona consume cocaína o toma un mate de coca o lo que sea, la cocaína pasa por el hígado, allí se desdobla y el principal producto es la benzoilecgonina, que se va por la orina”, añadió el médico.

Huerta también explicó que en todo el mundo se busca la benzoilecgonina en la orina para detectar si una persona ha consumido cocaína.

Lo que sí descartó el especialista, es que algún medicamento para la tos –que se ha citado como posible responsable del resultado analítico adverso de Paolo Guerrero– contenga este metabolito.

“Este compuesto solo se produce cuando la cocaína se metaboliza dentro del cuerpo y ningún jarabe para la tos tiene cocaína”, dijo Huerta.

El experto peruano añadió que en la mayor parte de los jarabes para la tos sí está presente la pseudoefedrina, un agente farmacológico estimulante que está prohibido por el Comité Olímpico Internacional.

¿Ventaja deportiva?

La lista de elementos prohibidos de la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) cita a la cocaína en el grupo seis de las sustancias prohibidas, el cual reúne a los estimulantes.

Según menciona la FIFA en su glosario de términos sobre el dopaje, los estimulantes reciben su nombre debido al hecho de que "estimulan" al sistema nervioso central. Esto es lo que dice el documento:

“(Los estimulantes) revierten los efectos de la fatiga tanto en relación con tareas físicas como mentales, incrementan el nivel de alerta, la competitividad y la agresividad. Ello requiere dosis relativamente altas, que conllevan el riesgo de efectos colaterales”,

Dentro de estos compuestos, la cocaína se incluye en el bloque de estimulantes psicomotores, que producen una sensación de alerta y vigilia, además de estimular la conducta.

No obstante, el mismo glosario sobre el dopaje especifica que la cocaína no brinda ninguna “mejora real, sino efectos perjudiciales que culminan en que la sustancia controla la vida del sujeto”. La FIFA recuerda que se trata de una de las drogas con mayor poder adictivo que hay y que su alto grado de toxicidad puede ser fatal, sobre todo en combinación con el alcohol.

En la misma línea se mantiene Julio Grados, médico deportólogo de Deportivo Municipal.

“Desde mi experiencia profesional puedo decir que prácticamente ningún futbolista consume cocaína para obtener alguna ventaja deportiva”, explicó Grados a El Comercio.

Sin embargo, Grados señala que derivados de la cocaína como la benzoilecgonina pueden encontrarse en otros productos. “Hay algunos medicamentos de uso tópico (aplicación externa) que pueden contener este elemento”, explicó el ex médico de la selección peruana, quien luego especificó que “la probabilidad de que arrojen un resultado positivo (en una prueba de doping) es bastante baja”.

En este grupo de medicamentos se encuentra el Esterom, una solución tópica desarrollada en Estados Unidos, la cual se usa como analgésico muscular y contiene benzoilecgonina.

Es pertinente señalar que estas medicinas todavía no han sido aprobadas por la Administración de Alimentos y Medicamentos estadounidense.

Un caso distinto es el de las infusiones hechas a base de coca, que según Julio Grados, sí pueden terminar por llevar a un resultado positivo en las pruebas de doping, aunque con salvedades, pues “la proporción (del compuesto ilícito) que se encuentra es mucho menor” cuando se ha llevado a cabo este tipo de consumo.

En último término, el especialista sostuvo de forma general que, en cuanto al tratamiento de una dolencia, aconseja completamente recurrir a las alternativas más seguras y conocidas a fin de evitar cualquier infracción dentro de la normativa vigente.

“Si ya hay una medicación que me ha servido antes como tratamiento de forma efectiva y confiable, no veo la necesidad de recurrir a otra cuyos componentes no conozco”, explicó el médico.

Exención por uso terapéutico

La FIFA tiene una excepción para el uso de las sustancias prohibidas y esta recibe el nombre de “exención por uso terapéutico” (EUT), que es un permiso especial que reciben los deportistas por parte de la entidad para el tratamiento de algún mal.

Para que la EUT le sea concedida, el futbolista debe demostrar que necesita de la medicación basada en alguna de las sustancias ilegales para que su salud no se vea perjudicada. A lo anterior se suma que también debe acreditarse que no haya una alternativa autorizada posible para dicho tratamiento y que el consumo de dicha droga no incrementará el rendimiento del deportista.

Es importante señalar que la solicitud debe hacerse con anticipación y, de ser aceptada, la CEUT (Comisión de Exención por Uso Terapéutico) otorgará el permiso de forma inmediata.

Otros casos

Un año antes del Mundial Estados Unidos 1994, las selecciones de Bolivia y Brasil se enfrentaron en La Paz por las Eliminatorias, siendo sorteados para el control antidoping el guardameta Armelino ‘Zetti’ Donizetti y el lateral boliviano Miguel Rimba.

El análisis antidopaje dio positivo para los dos futbolistas por cocaína y ambos señalaron que se debió a una infusión con coca que consumieron para contrarrestar los efectos de la altura paceña. El mismo ‘Zetti’ cuenta en su sitio web que a ambas selecciones se les ofreció dicha bebida en el hotel en el que se alojaron antes del encuentro.

Finalmente, ambos futbolistas fueron absueltos por la FIFA, aunque en Bolivia quedó como anécdota la aparición de una marca de infusiones llamada ‘Té de Zetti’ en honor del peculiar episodio.

Otro episodio llamativo fue el que vivió el tenista francés Richard Gasquet, que en 2009 logró probar que no había consumido en cocaína, tras dar positivo en un test de doping. Gasquet demostró que la cocaína había ingresado a su organismo involuntariamente, luego de besar en Miami a una mujer que había consumido el narcótico.

Más datos

Según la FIFA, cerca de un tercio de los resultados positivos de las muestras de dopaje en el fútbol son por cocaína. Las anfetaminas y efedrinas son otras sustancias habitualmente encontradas, también catalogadas como estimulantes.

Las sanciones con las que el ente regulador del fútbol sanciona estos casos, por lo general no bajan de los dos años.

Síguenos en Twitter...

Leer comentarios ()

Hoy en portada

Subir
Fotogalerías