Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Ciencias

Sarampión | ¿Cómo cuidar a tus hijos de esta peligrosa enfermedad?

Se trata de una enfermedad muy contagiosa que es causada por un virus y que puede llegar a ser mortal

Salud

Sarampión. (Foto: Archivo)

Agencias

El sarampión es una grave infección viral que casi siempre puede prevenirse con una vacuna. Si bien se caracteriza por la erupción cutánea con manchas rojizas, también puede provocar tos, moqueo, ojos inflamados, dolor de garganta y fiebre.

Se propaga por contacto con fluidos nasales, de la boca o la garganta de una persona infectada. El estornudo y la tos pueden lanzar fluidos (gotitas) contaminados al aire.

Las gotitas infectadas también pueden caer sobre una superficie, donde permanecen activas y contagiosas durante varias horas. Es posible contagiarse por llevarse los dedos a la boca o a la nariz, o por frotarse los ojos después de haber tocado la superficie infectada.

La vacuna contra el sarampión está en la triple vírica o triple viral, que también protege contra las paperas y la rubeola. Esta se debe aplicar a niños de un año de edad y luego ser reforzada cuando el menor tiene entre cuatro y cinco años.

Sarampión

El sarampión provoca una erupción cutánea de este tipo. (Clínica Mayo)

Agencias

--- Síntomas ---

Según la Clínica Mayo de EE.UU., los signos y síntomas del sarampión aparecen entre 10 y 14 días después de la exposición al virus. Estos pueden ser los siguientes:

  • Fiebre
  • Tos seca
  • Moqueo
  • Dolor de garganta
  • Ojos inflamados (conjuntivitis)
  • Manchas blancas diminutas con centro blanco azulado y fondo rojo dentro de la boca, en la cara interna de la mejilla, también denominados «manchas de Koplik»
  • Erupción cutánea constituida por manchas grandes y planas que generalmente se funden entre sí

La infección ocurre en etapas secuenciales durante un período de dos a tres semanas.

  • Infección e incubación. Durante los primeros 10 a 14 días después de contraer la infección, el virus del sarampión se incuba. Durante ese período, no tienes ningún signo ni síntoma.
  • Signos y síntomas inespecíficos. El sarampión comienza con fiebre leve a moderada, generalmente acompañada de tos persistente, moqueo, ojos inflamados (conjuntivitis) y dolor de garganta. Esta enfermedad relativamente leve pude durar dos o tres días.
  • Enfermedad aguda y erupción cutánea. La erupción cutánea consiste en pequeños puntos rojos, algunos de los cuales están levemente elevados. Los puntos y bultos en grupos conglomerados hacen que la piel tenga un aspecto rojo moteado. La erupción comienza en el rostro, particularmente detrás de las orejas y a lo largo del nacimiento del cabello.
    Durante los días siguientes, la erupción cutánea se esparce por los brazos y el tronco, y luego por los muslos, las piernas y los pies. Al mismo tiempo, la fiebre aumenta abruptamente, generalmente a 40 o 41 °C. La erupción cutánea del sarampión se va gradualmente; primero desaparece del rostro y, por último, de los muslos y los pies.
  • Período de contagio. Una persona con sarampión puede propagar el virus a otras personas durante aproximadamente ocho días; ese período comienza cuatro días antes de que aparezca la erupción cutánea y finaliza cuando la misma ha estado presente durante cuatro días.

--- Factores de riesgo ---

De acuerdo a la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE.UU., el 90% de las personas que entran en contacto con una persona infectada contraerá la enfermedad, a menos que hayan sido vacunados.

Algunos factores de riesgo del sarampión son:

  • No estar vacunado. Si no has recibido la vacuna contra el sarampión, tienes muchas más posibilidades de contraer la enfermedad.
  • Viajar a otros países. Si viajas a países en desarrollo, donde el sarampión es más frecuente, tienes mayor riesgo de contraer la enfermedad.
  • Tener falta de vitamina A. Si tu dieta no tiene suficiente vitamina A, tienes más posibilidades de contraer sarampión y de tener síntomas más intensos.

--- Complicaciones ---

La Clínica Mayo precisa que las complicaciones del sarampión pueden ser las siguientes:

  • Infección de oído. Una de las complicaciones más frecuentes del sarampión es una infección bacteriana en el oído.
  • Bronquitis, laringitis o difteria. El sarampión puede provocar la inflamación del aparato de la voz (laringe) o la inflamación de las paredes internas que alinean las principales vías de paso de aire de los pulmones (tubos bronquiales).
  • Neumonía. La neumonía es una complicación frecuente del sarampión. Las personas que tienen el sistema inmunitario deprimido pueden contraer una variedad especialmente peligrosa de neumonía que, a veces, es mortal.
  • Encefalitis. Aproximadamente, una de cada mil personas con sarampión puede contraer encefalitis, una inflamación del cerebro que puede causar vómitos, convulsiones y, rara vez, un estado de coma o, incluso, la muerte. La encefalitis puede manifestarse muy poco después de haber contraído sarampión o después de varios meses.
  • Problemas del embarazo. Si estás embarazada, debes tener mucho cuidado de no contagiarte sarampión porque esta enfermedad puede provocar la pérdida del embarazo, un parto prematuro o bajo peso en el bebé al nacer.
  • Recuento bajo de plaquetas (trombocitopenia). El sarampión puede generar una disminución de las plaquetas —el tipo de células sanguíneas que son esenciales para la coagulación de la sangre—.

--- Prevención ---

Si en tu casa hay alguien que tiene sarampión, toma estas precauciones:

  • Aislamiento. Debido a que el sarampión es muy contagioso desde casi los cuatro días anteriores a la aparición de la erupción cutánea hasta los cuatro días posteriores a esta, las personas con sarampión no deberían retomar las actividades en las que interactúan con otras personas durante este período.
    También podría ser necesario mantener a las personas no vacunadas (hermanos, por ejemplo) lejos de la persona infectada.
  • Vacunación. Asegúrate de que todos aquellos que estén en riesgo de contraer sarampión y no hayan sido completamente vacunados reciban la vacuna contra el sarampión tan pronto como sea posible.

Fuente: Clínica Mayo y Biblioteca Nacional de Medicina de los EE.UU.

Este video sobre las enfermedades en niños te podría interesar:

Síguenos en Twitter:

Tags Relacionados:

salud

Sarampión

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada