Módulos Temas Día

Más en Robótica

MegaBots vs. Suidobashi: Las postales de la pelea de robots

El MegaBots Eagle Prime de EE.UU. destrozó y dejó inoperativo al Suidobashi Kuratas en la primera pelea de robots gigantes

Una sierra eléctrica ornamentada con las estrellas y colores de la bandera Estados Unidos puso fin a un duelo pactado hace dos años. El Eagle Prime de la empresa estadounidense MegaBots demostró con hechos su jactancia de tecnología superior al Kuratas de la japonesa industria pesada Suidobashi en la primera pelea de robots gigantes de la historia.

Una abandonado fábrica de acero en Japón fue el 'ring' del duelo filmado en setiembre y transmitido de forma exclusiva por la plataforma Twitch la noche del martes. Allí, en medio de barriles de combustible, pilas de automóviles y columnas de construcción, Gui Cavalcanti y Matt Oehrlein, cofundadores de MegaBots, se alzaron con la victoria.

Pero el triunfo no fue sencillo. De hecho, Estados Unidos requirió de dos robots para superar al pequeño aguerrido y recio Kuratas de 4 metros de alto y 6,5 toneladas de peso. El Eagle Prime, de 5 metros y 12 toneladas, dio la victoria con Gui y Matt de piloto y artillero como 'enmienda' a la caída de un solo golpe que sufrió el Iron Glory, de 4,5 metros y 6 toneladas.

"Estuvimos sentados sobre un motor Corvette de 430 caballos de fuerza", dijo Cavalcanti a NPR. "En realidad puedes sentir que el robot simplemente tiembla y tiembla a tu alrededor cuando te golpean, mientras te inclinas en un turno, mientras disparas las armas o das un puñetazo".

Las estipulaciones determinaron que el vencedor sería aquel que lograra deshabilitar o destruir a su contrincante o forzar al piloto a rendirse. Es así que se necesitó de tres rounds, de los cuáles uno fue 'invalidado', el segundo asalto, luego que Kuratas y Eagle Prime quedaran 'pegados' sin poder moverse.

En la primera ronda, Iron Glory se quedó sin gloria alguna y totalmente humillado. Un impresionante golpe de Kuratas no solo lo dejó tendido, sino que aturdió a su tripulación causando preocupación en todo su equipo de ingenieros. Fue en ese contexto que entró el Eagle Prime.

En el duelo final, el águila de MegaBots sacó a relucir todo su poder destructivo. Dejó sin chances a su par japonés con una motosierra ornamentada con las estrellas y los colores de la bandera de Estados Unidos que lo dejó inoperativo: un premio al esfuerzo de dos años en el que el robot fue construido, probado, destruido y reconstruido.

Más noticias de Tecnología en...

Tags Relacionados:

Robots

Facebook

Leer comentarios ()

Hoy en portada

Subir
Fotogalerías