Módulos Temas Día

Más en Tecnología

La historia de la grabación de sonidos

Por casualidad, el hombre puede grabar sonidos desde fines del siglo XIX. En poco más de un siglo ha cambiado radicalmente de la mano de la tecnología. El objetivo es repetir la calidad del sonido natural

Disco de vinilo

Desde hace relativamente poco tiempo el hombre se ha dedicado a tener un registro de los sonidos que lo rodean y de los que él mismo produce. (Foto: www.fabiopenna.com - CC BY 2.0)

Mientras que la escritura se creó hace unos 4.000 años antes de Cristo, el primer registro sonoro se hizo hace menos de 160 años. El responsable no fue Thomas Alva Edison, como se creía hasta hace poco, sino el francés Édouard-Léon Scott de Martinville. Mientras usaba su fonoautógrafo –creado y patentado para estudiar las ondas sonoras–, realizó el primer registro de sonido de manera artificial.



El único problema de esta máquina es que solo podía grabar, mas no reproducir el sonido (una grabación de 1860 se pudo reproducir gracias a un proceso óptico en el 2008). Grabar y reproducir sonidos recién se logró con el fonógrafo de Edison en 1877.



Desde ese entonces, el interés del hombre por tener un registro sonoro cada vez de mayor calidad ha ido aumentando de la mano de los avances tecnológicos.

“Cuando el hombre se da cuenta de que puede registrar sonidos, hay un quiebre importante en la historia. Se da cuenta de que eso que es inmaterial como el sonido –tanto los que producen las personas como los que genera la naturaleza– de pronto se vuelve tangible, se puede tocar. Las cosas cambian cuando nos damos cuenta de que somos capaces de empezar a acumular la oralidad”, comenta a El Comercio Alejandro Cornejo, investigador sonoro y especialista en radio.
Los primeros inventos empleaban las vibraciones mecánicas para crear surcos, los cuales eran usados para reproducir el sonido grabado en ellos. En el caso del fonógrafo, los surcos los creaba en un cilindro. A esta era se la conoce como la acústica analógica.

A la tecnología pensada en un inicio para guardar conversaciones importantes o momentos familiares, se le encontró después una utilidad que se convirtió en su principal motor: la música. Luego de que una banda tocaba, se podía volver a escuchar la música otra vez.

Historia del registro sonoro

(Infografía: Pedro Vega)

Los gramófonos marcarían otro hito, pues usan discos planos para la grabación y reproducción de sonidos (permitiendo la masificación) y además se valen de la electricidad para funcionar. Los discos de carbón, de acetato y de vinilo fueron los soportes preferidos durante varios años. 



Con la proliferación de las cintas magnéticas como soporte de grabación y reproducción, por su mejor calidad, se dio pie a la creación de casets compactos. Estos, en combinación con aparatos reproductores portátiles, cumplieron el sueño de muchos de llevar el audio a todos lados.



La llegada de los discos compactos fue el inicio de la época digital. Atrás quedaron los soportes en los que un surco creado físicamente era el que contenía las ondas sonoras. Ahora ceros y unos, lectores ópticos, archivos comprimidos contienen conversaciones, música y cualquier otro tipo de sonido.



“Con el paso de los años, ha habido una búsqueda por conseguir una alta fidelidad de los sonidos de la realidad. En esta evolución hubo una pausa larga, sobre todo entre los usuarios, con la popularización del MP3, un formato comprimido, en el que importa más la cantidad de almacenamiento que la calidad. Pero en el ámbito académico la búsqueda continúa. Ahora se sabe de tecnologías que brindan experiencias en 360 grados, acercándose al concepto de realidad virtual sonora. Hacia eso se apunta”, detalla Cornejo.



—ADAPTADO A LOS CAMBIOS—
Jorge ‘Koky’ Salgado trabaja en radio hace 45 años. Primero fue operador y hoy es uno de los más importantes locutores de Radio La Inolvidable. Es uno de los privilegiados que han experimentado la evolución de los soportes de registro de audio. Reconoce que la tecnología solo ha hecho que mejore el producto que se ofrece a los oyentes, pero que también facilita las cosas a quienes trabajan en radio.



“Con la digitalización todo se hace a través de computadoras: la programación de los temas de los comerciales, etc. Yo he llegado a manejar con cintas magnéticas, discos de vinilo, cartuchos, casets, cintas digitales y CD. Con los primeros soportes, el problema es que el trabajo se hacía más físico, moviendo cintas de un lado a otro, cuadrando los vinilos o los casets. Hoy hay mayor comodidad”, indica Salgado a este Diario.

Según el experimentado locutor, recién en esta época digital se puede hablar de verdaderos ‘disc jockeys’, pues gracias a las computadoras ya no es necesaria la presencia del operador.

—UN RETORNO CON FUERZA—
En un mundo donde los servicios de ‘streaming’ de audio (transmisión directa desde Internet) son la tendencia, sigue creciendo la popularidad de un soporte que se creía en el olvido: los discos de vinilo.

“Estar en el mundo de los vinilos es estar dispuesto a una experiencia diferente. No solo relacionada con la calidad del soporte, que de todas maneras es superior, sino con darse el tiempo para escucharlo, tener el equipo adecuado, apreciar el arte del disco, revisar las letras. Es una experiencia muy particular y nueva, sobre todo para los jóvenes, que están adoptando esta afición”, recalca Óscar Kohata, propietario de la tienda Vinilos.pe y audiófilo declarado.

Sin embargo, Kohata advierte que aunque ha crecido la oferta de vinilos, no se trata de una afición barata. “Hoy todos los cantantes lanzan sus álbumes también en versiones de vinilos de larga duración, pero no son económicos. Si bien hay mucho comercio de discos antiguos de uso personal, se requiere una buena tornamesa, pero también un amplificador adecuado y parlantes de buena calidad. Pero es el precio por pagar por disfrutar de una excelente calidad”, recalca.



OTRO FORMATO QUE PIDE SU REGRESO
Para quienes tienen 30 años, el caset fue el primer soporte de audio con el que tuvieron contacto. La llegada de los CD hizo que el uso de las pequeñas cajitas de cinta pasaran al olvido.

Desde el 2014 se inició un movimiento por readoptar este soporte. El disparador fue la película “Guardianes de la galaxia”, en la que la música –dentro de un caset que usaba el protagonista– se convirtió en la estrella. 



Desde entonces se han empezado a vender más y solo en EE.UU. se comercializaron 174.000 casets en el 2016.

Otros soportes
En 1999 las empresas Philips y Sony presentaron el Super Audio CD (SACD), un tipo de disco óptico que ofrecía grabación de audio en alta definición. 



En 1997 Matsushita y Pioneer presentaron el DVD-Audio (DVD-A). En este caso, se reemplazaba el CD por un DVD (mayor capacidad).

Universal Music lanza en el 2013 el Blu-ray Audio, que no logró el éxito esperado.




Tags Relacionados:

Sonidos

Koky Salgado

Vinilos

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada