(Foto referencial: Shutterstock)
(Foto referencial: Shutterstock)
Redacción EC

Investigadores de la Universidad de San Diego (California), han diseñado un robótico que, una vez puesto en el ojo, es capaz de hacer zoom como si de una cámara fotográfica se tratara.

El dispositivo, que por ahora es solo un prototipo, se controla mediante pequeños movimientos musculares para acercar y alejar objetos con solo parpadear. No hay necesidad de presionar botón alguno, el lente detecta las señales electrooculográficas, es decir, la intensidad del movimiento de los ojos y de los párpados que permiten medir el estado de los músculos.

Está hecho de polímeros que se expanden cuando se aplica una corriente eléctrica, y se controla mediante cinco electrodos que rodean los ojos. Cuando el polímero se vuelve más convexo, el lente enfoca de manera efectiva.

Por medio de una interfaz HMI (‘Human-machine interface’) el mecanismo podría activarse con diversos movimientos del ojo, desde mover el globo ocular en alguna dirección, hasta realizando dos parpadeos para activar o desactivar. Este último fue el que se usó en las pruebas, donde aseguran que hubo buenos resultados.

“La interfaz hombre-máquina se ha desarrollado entre el ojo humano y un lente biométrico que está hecho de películas de polímero electroactivas”, asegura el informe.

Asimismo, los expertos aseguran que su uso no provoca efectos secundarios, solamente basta con tener los mismo cuidados que se aplican a cualquier lente de contacto común.

Algunas empresas tecnológicas ya han expresado su interés en este tipo de tecnologías. Samsung, por ejemplo, ha solicitado una patente para producir lentes de contacto inteligentes que también tendrán una cámara incorporada, una unidad de visualización y sensores de impresión.

Según los responsables del proyecto, este tipo de desarrollo podría ser útil en prótesis visuales, lentes ajustables o en robótica operada a distancia. Sin embargo, aún se trata de una prueba de concepto y todavía queda mucho camino por recorrer.

Síguenos en Twitter...