Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Especiales

Huawei Mate X | Primeras impresiones [VIDEO]

Huawei Mate X

El Comercio participó en una sesión especial, organizada por Huawei, para tener un encuentro cercano con el nuevo y esperado Mate X.

El Comercio pudo probar brevemente el nuevo dispositivo plegable de Huawei: el Mate X. ¿Es el dispositivo que esperábamos o solo un bluff?

El 2019 será recordado como el año en el que aparecieron los dispositivos con pantallas que se pueden doblar. Varios fabricantes mostraron en los primeros meses del año sus propuestas que, en la mayoría de los casos, esperan llevar al mercado a inicios del segundo semestre. Uno de ellos fue el Mate X, presentado por Huawei durante el Congreso Mundial de Móviles en Barcelona, en febrero pasado.

A poco más de un mes después de su presentación mundial, Huawei Perú ha traído al país uno de estos nuevos equipos y El Comercio pudo participar en una reunión especial, para experimentar por unos minutos su nueva propuesta en dispositivos móviles.

Pero primero, recordemos cuál es la configuración que ofrece el nuevo Mate X de Huawei:

DIMENSIONES 5,5 mm de grosor en su parte fina al estar desplegado y 11 mm de grosor al estar plegado
PANTALLA 6,6”plegado por delante (2.480 x 1.148 px), 6,38" plegado por detrás (2.480 x 892 px) y 8” desplegado (2.480 x 2.200 px)
PROCESADOR Kirin 980 y módem Balong 5000
RAM 8 GB
ALMACENAMIENTO 512 GB (ampliables con NM Card)
SISTEMA OPERATIVO Android 9 + EMUI 9.0
CÁMARAS 40 MP gran angular 16 MP ultra gran angular 8 MP telefoto
BATERÍA 4.500 mAh con carga rápida de 55W
PRECIO 2.600 dólares

Mate X en la mano

Si bien el Mate X gana en grosor por tener la pantalla doblada, no queda incómodo en la mano. Es como si se tratara de un smartphone convencional solo que un poco más grande y pesado. (Foto: Bruno Ortiz B.)

-MODO TELÉFONO-
El modo original o normal del Mate X es el Modo Teléfono, cuando la pantalla está doblada y el dispositivo tiene una forma alargada, aunque con un grosor mayor a lo usual. Como era de esperarse, se siente más pesado en la mano. Sin embargo, su diseño permite usarse con una mano sin problemas… como cualquier teléfono.

Un aspecto interesante es que los sensores reconocen la posición del teléfono. Con esto se enciende la pantalla que esté mirando hacia el usuario, según se tenga en la mano. La pantalla principal se enciende por completo, mientras que la trasera queda lista como para usar la aplicación de fotos.

El Mate X se siente cómodo, pero será inevitable llenarle cualquiera de sus pantallas con huellas. El bisel en donde se encuentran todas las cámaras y sensores sobresale ligeramente. Quizás todo esto se pueda solucionar con alguna carcasa especial.

En este modo se pueden usar las cámaras de manera interesante: quien toma la foto mira como siempre, a través de la pantalla, cómo será el encuadre de la imagen a captar. La novedad es que quien va a ser fotografiado puede ver cómo está su encuadre (aprovechando la pantalla que está hacía su lado) y acomodarse para salir en una mejor posición.

Mate X en modo tableta

Cuando se coloca el Mate X de Huawei en modo tableta, el usuario cuenta con un gran espacio para consumir diverso tipo de contenido. (Foto: Bruno Ortiz B.)

-MODO TABLETA-
Este es el modo más interesante del Mate X. La pantalla es cuadrada y, obviamente con mucho más espacio para aprovechar. El dispositivo se siente más ligero en la mano, pero sobre todo cómodo: no es demasiado grande ni demasiado pequeño. Es justo como para apreciar con más detalle algún contenido, sobre todo del tipo multimedia. Otra cosa: el bisel (sí, ese donde van las cámaras) sirve para asegurarlo en la mano… siempre y cuando el usuario sea diestro. Hasta el momento el software no permite que el contenido rote según la ubicación del dispositivo. Ese es uno de los puntos en contra que hoy tiene este dispositivo.

¿Qué podemos hacer con el Mate X? Hoy se pueden ejecutar aplicaciones en una gran pantalla o hacer que corran dos al mismo tiempo. Nada más. ¿Es interesante? Sí. ¿Útil? Siempre la multiventana será útil, sobre todo si hay espacio para trabajar. Ahí entra en juego otro aspecto, que comentaré en las conclusiones.

Cuando el Mate X se usa solo para la reproducción de videos se puede notar un poco raro, sobre todo los espacios que quedan sin aprovechar. Sin embargo, en otras labores como la lectura de publicaciones web ofrece una experiencia muy interesante. Este sí sería un mercado interesante que los medios de comunicación y creadores de contenidos deberían analizar, pues dispositivos con pantallas de esas características y dimensiones podrían ayudar a desarrollar nuevas formas interactivas de leer.

Mate X y P30 Pro Comparativa

Así es la comparativa de diseño entre el Mate X y el P30 Pro de Huawei. Mientras en el P30 es reconocible la parte posterior, en el Mate X sus dos lados son los frontales. (Foto: Bruno Ortiz B.).

-CONCLUSIONES-
Estas conclusiones son personales, tras pasar unos 45 minutos con el Mate X de Huawei. Son básicamente unas primeras impresiones, tras un contacto inicial.

Pese a las dudas que había hecho públicas hace algunas semanas atrás, luego de haberlo probado en vivo considero que este nuevo segmento de los dispositivos con pantallas que se doblan sí tiene mucho potencial. ¿Las razones? Creo que le dan un nuevo aire a determinadas tareas, que a la larga pueden convertirse en un importante decisor de compra para los usuarios. Como mencioné líneas arriba, la experiencia de lectura más multimedia puede enriquecerse enormemente. 

Comparativa Mate X y P30 Pro

Así es la comparativa de diseño entre el Mate X y el P30 Pro de Huawei. Las dimensiones de los dos smartphones son visiblemente distintas. (Foto: Bruno Ortiz B.).

Otra conclusión es que el Mate X no es para cualquier usuario. Es un equipo caro (su precio internacional es de 2.400 euros). Además, necesitará accesorios que seguramente serán caros también. Es necesario que quien quiera comprarlo sepa cuáles son las limitaciones que aún tiene esta primera versión del equipo.

Esta demostración del Mate X se ha venido haciendo en diferentes países. Y en todas ha habido una constante: se puede manipular el dispositivo, pero solo hay una persona designada que puede doblar y desdoblarlo. Obvio que el temor es que este prototipo se pueda dañar. Sí, porque pese a que fue presentado en público, a que tiene precio y que se sabe que saldrá al mercado hacia mitad del año, lo que seguimos viendo es un prototipo. No es la versión final. Ni en hardware ni en software. Es por eso que seguimos viendo en su pantalla plástica una imperfección justo en la zona del doblez. Eso, por ejemplo, seguramente será imperceptible cuando salga a la venta el producto final. 

Sin embargo, me parece que lo que definirá el futuro de dispositivos como el Mate X será lo que los desarrolladores podrán hacer con él. Son varios fabricantes –entre ellos Huawei- los que han demostrado que tecnológicamente es posible tener un dispositivo con una pantalla que se dobla. Ahora, para que sea realmente atractivo se necesitará contar con un software especial, que sepa aprovechar y sacarle el jugo a estas nuevas superficies. Si lo logran, no cabe dudas de que será un nicho muy interesante.

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada