Jonathan Maicelo se defiende tras ser acusado de agredir a su exsocia de 63 años. (Foto: Captura de video)
Jonathan Maicelo se defiende tras ser acusado de agredir a su exsocia de 63 años. (Foto: Captura de video)

dio la cara luego que el programa “Día D” sacara a la luz unos audios en los que se le escucha agredir verbalmente a su exsocia Macedonia Lázaro, una mujer de 63 años con quien mantiene una disputa por un restaurante que ambos administraban, de nombre “Yo La Lucho” y que está ubicado en San Isidro, al que le tuvo que cambiar de nombre por “Maicelo Restobar”.

En declaraciones al programa “Magaly TV: La Firme”, el boxeador hizo un mea culpa y pidió disculpas al público por haber sido testigo de esa faceta de su personalidad y, si bien reconoció que su accionar no había sido el correcto, se defendió asegurando que todo tiene una razón.

“La señora junto con su hijo han cometido una serie de irregularidades tan negativas que ya me colmaron la paciencia y pues, soy un ser humano… Y sí, pido disculpas al público, de verdad, pero créanme que todo tiene un precedente. Todo lo que ustedes han visto tiene un por qué y yo no soy de fierro. Cometí un error, pero lo que ellos hicieron es incalculable”, manifestó.

Maicelo acusó a Bruno Echevarría, hijo de Macedonia Lázaro, de realizar retiros de dinero irregulares de la cuenta del restaurante que abrieron en sociedad. Asimismo indicó que ambos siempre la refirieron que el local solo generaba pérdidas; sin embargo, al revisar la contabilidad se dio cuenta de que esto no era así.

El deportista mostró una serie de documentos que demostrarían que el negocio sí generaba ganancias y que Lázaro junto a su hijo lo habían estafado. “Estos señores estuvieron timándome durante mucho tiempo (...) Quiero que la gente entienda las razones por las cuales yo me mostré ‘efusivo’ porque en verdad no me considero un maltratador”, dijo.

“Yo ya estaba cansado de que la señora me pida que le rinda cuentas cuando en todo este tiempo que ellos estuvieron administrando el negocio de forma irregular y mintiéndome con los ingresos, entró esta cantidad de dinero, esta suma exorbitante de más de un millón de soles”, reveló.

Según el deportista, Echevarría se aprovechó de la amistad entre ambos para hacerle firmar cheques en blanco debido a que él tenía que viajar a Estados Unidos y ausentarse por varias semanas del país. “(Pecaba) de ignorante y de confiado”, aseguró.

Asimismo desmintió lo dicho por el hijo de su exsocia, quien manifestó que fue su madre quien solventó todos los gastos de la sociedad y que él solo aportaba con su imagen. “Primero, quiero dejar en claro que yo nunca presté mi imagen para un negocio. Yo di más de 40 mil dólares americanos”, indicó.

Al ser consultado sobre si tenía cómo probar lo que estaba diciendo, Jonathan Maicelo mostró una solicitud que presentó al banco para que le entreguen un documento que certificaría que si aportó el dinero que señala para el negocio y que lo hizo en diciembre de 2017, antes de que lo inauguraran.

Por último, debido a que la marca “Yo la lucho” es de propiedad del púgil y de Bruno Echevarría, Jonathan Maicelo está solicitando que se le pague las regalías correspondientes de un nuevo local que abrió su exsocia y que administra su hijo.

“Yo también tengo familia, tengo hijos que mantener, tengo mi madre que mantener, y estas personas sin pensar en eso me estuvieron robando durante todo este tiempo de una forma totalmente abusiva. En todo un año, no me rindieron cuentas nunca”, finalizó.