Cuando empezó a planear la última fiesta navideña de la familia Kardashian, ella decidió invitar a Caitlyn Jenner, quien en ese momento no tenía una buena relación con Kris, Kourtney y debido a las declaraciones de su libro sobre Kris Jenner.

Por ello cuando Khloé Kardashian supo que Kim Kardashian había invitado a Caitlyn Jenner a la fiesta, se molestó y le pidió que le retirará la invitación: “Esto está j*****”.

Ante las molestias causadas, Kim Kardashian decidió llamar a su madre para conocer su opinión, y por suerte, ella dijo que no tenía problemas con la presencia de ; sin embargo, Khloé Kardashian no estuvo muy convencida y le dijo a su hermana que no moleste a su madre la próxima vez.

Finalmente Caitlyn Jenner asistió a la fiesta con su pareja, Sophia Hutchins y se divirtió con la familia y amigos.

Cabe señalar que desde el drama de la fiesta, Khloé Kardashian y Caitlyn Jenner están en mejores términos e incluso la escritora reveló a Hollywood Life que estaba muy contenta de haber reparado su relación con la empresaria.