y Kanye West fueron dos de las estrellas invitadas a Roma para el estreno de "La Traviata", la versión de la ópera que dirige la reputada cineasta estadounidense Sofia Coppolla; sin embargo el paso de la estrella de los realities fue accidentado, ya que tuvo problemas con el ceñido vestido que lució.

Como muestran fotografías publicadas , Kim Kardashian se había dirigido a un restaurante para cenar con su esposo tras el concurrido evento, cuando sus curvas le jugaron una mala pasada y el delicado diseño de Vivienne Westwood no jugó en favor de la 'socialité'.

Además de las fotografías difundidas por las agencias, Kim Kardashian se encargó de compartir videos en su Snapchat:

El diseñador italiano Valentino, que forma parte del equipo creativo de "La Traviata", se encargó de convocar en Roma a conocidas personalidades para el lanzamiento del a producción.

Monica Belucci, Keira Knightley la diseñadora Diane de Furstenberg destacaron entre los asistentes.

TAGS RELACIONADOS