Módulos Temas Día

Copenhague: el clásico europeo que no pasa de moda

La capital danesa es una mezcla de cuento de hadas y escenario futurista.

Oscura y romántica en invierno, cuando se busca la felicidad en las pequeñas cosas (como una taza de chocolate caliente). Mágica en verano, gracias a los espectáculos urbanos y a los festivales de música como Jazz de Copenhague, uno de los más importantes del mundo. 

Colorida en otoño, por las hojas de los árboles y las flores. Vibrante en primavera, por los tibios rayos de sol que la iluminan. Fría pero siempre acogedora, es una ciudad para perderse entre parques que parecen bosques, callejuelas adoquinadas, adorables cafés, imponentes museos y variadas galerías de arte.

Fundada en el siglo X, fue un pequeño pueblo de pescadores vikingos. A inicios del siglo XV, Roskilde dejó de ser la capital de Dinamarca, ya que Copenhague (o “bahía de los mercaderes” en español) se convirtió en la metrópoli principal, debido a su auge como puerto comercial. Hoy, el 20% de la población del país nórdico reside allí. En una de las urbes europeas más amables para los viajeros.

Recórrela a pie, en bicicleta (muy recomendable) o en barco a través de los canales o de la bahía. Sea cual fuere el medio, te proponemos un intenso itinerario para conocer los atractivos imperdibles en poco tiempo. Sin embargo, si no tienes apuro, déjate guiar por tu instinto y explora todos los rincones de esta localidad escandinava que, con sol o con nieve, vale la pena descubrir.

El puerto es la primera parada, ya que allí se levanta la famosísima y controvertida estatua “La Sirenita”. Es escenario de manifestaciones y, con frecuencia, ha sido cubierta de pintura en señal de protesta por distintas causas. Se encuentra en el paseo de la costa Langelinie y fue hecha en bronce por Edvard Eriksen, quien se inspiró en el cuento de Hans Christian Andersen. Este escritor danés, responsable de otros relatos igual de conocidos como “El Patito Feo”, “El traje nuevo del emperador” o “La princesa y el guisante”, posee su propio monumento en la plaza del ayuntamiento.

Desde Langelinie es fácil llegar al Palacio de Amalienborg, compuesto por cuatro edificios de estilo rococó. En la residencia de la familia real se realiza el cambio de guardia todos los días a las 11:30 a.m. Ingresar cuesta US$15 para adultos. Frente a este complejo se halla la Iglesia de Mármol (Marmorkirken), que llama la atención por su cúpula y es de entrada gratuita.

Cerca de esa zona está Nyhavn, el lugar más fotografiado de Copenhague. Se trata de un canal rodeado de casitas de tonos vivos, cafés y restaurantes. Nuestro circuito empalma aquí con Strøget, una de las calles peatonales más largas del mundo. Comienza en la concurrida plaza Kongens Nytorv y termina en la del ayuntamiento (Rådhuspladsen), que se sitúa próximo al parque de atracciones Tivoli, el más antiguo de Europa. El acceso por un día para adultos es de US$45.

Culmina el paseo en el palacio de Christiansborg: la sede del Parlamento. Sube gratuitamente a una de las torres más altas de la ciudad y disfruta del atardecer y de los paisajes de la capital danesa.

Zona alternativa

Ciudad Libre de Christiania
Esta comuna del barrio de Christianshavn es un espacio de autogobierno que se proclama independiente de Dinamarca. Es más, no se considera parte de la Unión Europea (UE). Así, a la salida del vecindario se advierte que se regresa a territorio de la UE. La habitan casi mil vecinos, quienes se establecieron allí desde 1971.

Antes de ingresar es importante leer sus normas. Tomar fotografías, por ejemplo, está prohibido. Sugerimos visitar sus cafeterías y comprar recuerdos allí porque, como no hay impuestos, los precios son bastante más bajos que los del resto de Copenhague.

Datos

- Escribe “free” en el buscador de la web Cultural Calendar Kultunaut y verás las actividades gratuitas que ofrece Dinamarca.

- A media hora de la urbe está el Museo de los Barcos Vikingos, que cuenta con navíos originales.

Guía del viajero

¿Cómo llegar?
La opción más asequible desde Lima es vía KLM. Hace escala en Ámsterdam y vale desde US$1.200.

¿Dónde alojarse?
- Woodah Hostel: una cama en dormitorio compartido está desde US$33.
- 71 Nyhavn Hotel: la noche vale desde US$415.
- Central Hotel & Café: es el hotel más pequeño del mundo, pues solo cuenta con una habitación. Cuesta US$386 e incluye desayuno.

Tags Relacionados:

Copenhague

Dinamarca

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada