Módulos Temas Día

Huancayo: Una aventura sobre rieles a los Andes

Fuimos en ferrocarril a Huancayo. Nuestra conclusión: es el plan perfecto para Fiestas Patrias.

En la estación Desamparados del Centro de Lima, la banda de la Policía Nacional del Perú despide a los viajeros con un concierto que termina de despertarnos. A las 7 a.m. en punto, el legendario Ferrocarril Central Andino parte de la capital. Para algunos pasajeros europeos, el atractivo de esta experiencia tiene una influencia pop motivada por el cómic “El Templo del Sol” (1946), que es parte de “Las aventuras de Tintín”, del belga Hergé, y donde aparece el ferrocarril. Ellos buscan vivir la historieta.

El tren posee cuatro vagones turísticos, uno clásico (los asientos se miran entre sí) y otro que es bar y mirador. Este último es el favorito, pues allí se puede fotografiar fácilmente el paisaje (la zona del mirador no tiene ventanas), brindar, compartir con el resto de viajeros y disfrutar de los shows de bailes folclóricos.

La primera parada es en la estación San Bartolomé, en la provincia de Huarochirí, a 1.513 m.s.n.m. Es el lugar de donde proviene la cochinilla, el insecto de la tuna que es usado como colorante. Ahí la locomotora gira para tomar la línea principal y subir la cordillera. Una de las curiosidades del trayecto es el movimiento en zigzag. El polaco Ernesto Malinowski, quien diseñó el trazo de rieles en 1870, contempló que, en algunos tramos como San Miguel de Viso en Huarochirí, no se podían bordear los Andes, por lo que había que subir en zigzag. Así, pareciera que el ferrocarril está en constante retroceso, cuando en realidad ha tomado el riel de ascenso.
La segunda parada es la estación Galera, en Ticlio, a 4.781 m.s.n.m. Al atardecer se atraviesa La Oroya. Luego, el tren avanza en paralelo al río Mantaro hasta su destino final: Huancayo.

La city
Además de su tradicional Plaza de Armas, la ciudad, más conocida como “La Incontrastable”, tiene la Plaza Constitución, donde se encuentran la catedral y el teatro Nuestra Señora del Valle. La vía principal de la capital de Junín es la calle Real, que lleva al distrito de Hualhuas (situado a 15 km de la urbe). Allí existen cinco casas textiles que utilizan la milenaria técnica kilim en sus telares.

A 16 km, en cambio, se localiza el distrito San Jerónimo de Tunán, famoso por sus artesanos que trabajan la plata. Una hora a las afueras, en Jauja, está la laguna de Paca. La habitan decenas de truchas y se puede pasear en bote. Según una leyenda, sumergida en sus aguas hay una ciudadela. Los guías, por su parte, aseguran que los cerros que la rodean forman un inca dormido. En el distrito de Ingenio, en la provincia de Concepción, hay un criadero de truchas y varios restaurantes donde se puede degustarlas. Otro imperdible de la ciudad es el convento de Ocopa, construido en 1725 por la congregación franciscana.

Guía del viajero


El Ferrocarril Central Andino
El pasaje en el vagón turístico cuesta S/600 para peruanos y S/1.000 para extranjeros. En el vagón clásico, en cambio, la tarifa es S/450 para peruanos y S/700 para extranjeros. Este último no tiene acceso al bar-mirador. El tren parte una vez al mes. La siguiente salida será el 26 de julio y retornará el 29 de julio. El viaje dura 13 horas.
Compra tus boletos en: www.ferrocarrilcentral.com.pe

¿Dónde alojarse?
El hotel Presidente tiene habitaciones desde US$82 mientras que la noche en el hotel Turismo cuesta US$76.

Dato
- La temporada de lluvias es de octubre a abril. 


Tags Relacionados:

andes

Huancayo

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada