Fue uno de los cruceros más prestigiosos del mundo y ahora se convertirá en un hotel. El famoso barco Queen Elizabeth 2 será transformado en un lujoso hospedaje flotante con 500 habitaciones, anunciaron las autoridades de Dubái a través de un comunicado.

El navío estará en un puerto asiático, aunque las autoridades no han adelantado el lugar exacto en el que anclará.

Las especulaciones, sin embargo, indican que su destino final podría ser Shangái o Hong Kong, informa la página web de USA Today.

El Queen Elizabeth 2 tiene 293,5 metros de eslora y puede transportar a 1.778 pasajeros y 1.016 tripulantes, indica la agencia AFP.