¿Cómo afecta el cambio climático a las diferentes zonas del Perú?

Desbordes de ríos, pérdidas de cosechas y aparición de enfermedades desconocidas son algunas de las consecuencias que sufren las comunidades de la sierra y selva del Perú

¿Cómo afecta el cambio climático a las diferentes zonas del Perú?

Por Jorge Paredes

“Nuestro territorio es la base espiritual de nuestra identidad”. Esta frase resume el sentir de cientos de pueblos originarios que ya sufren los estragos del cambio climático. Hechos inéditos como temporadas de friajes en regiones tropicales de Madre de Dios, cambios en los ecosistemas o destrucción de cultivos a causa de insospechadas heladas afectan a miles de peruanas y peruanos en comunidades altoandinas y amazónicas.

Después de la reunión de Copenhague, se realizó en Lima (en enero del 2010) la II Cumbre Latinoamericana Cambio Climático e Impacto en los Pueblos Indígenas. Allí se redactó un pronunciamiento, en el que, entre otros párrafos, se lee: “El impacto del cambio climático trae como consecuencia la crisis de la seguridad alimentaria, enfermedades , la pérdida de los conocimientos y prácticas tradicionales, la debilitación de nuestras propias estructuras de organización y gobierno, rompiendo la relación de equilibrio ecológico, socioeconómico y espiritual”.

Conocimientos ancestrales
Tarcila Rivera, presidenta de la Asociación Chirapac Perú , una de las organizadoras de esta cumbre, dice que los pueblos indígenas a pesar de no ser los responsables de lo que está pasando en el mundo son quienes padecen más los efectos del cambio climático “por ser culturas ligadas a la madre tierra y porque se consideran parte de ella”. Por eso, lo que las comunidades piden es hacerse escuchar en los foros internacionales –como en la próxima reunión de la COP 16, en México, a fines de año–.

“Nosotros tenemos conocimientos, tecnologías ancestrales y mucho que aportar tanto para los programas de mitigación del impacto ambiental, como de adaptación al cambio climático”, dice Tarcila Rivera. Si los pueblos amazónicos consulta ineludible con los conocen el manejo forestal y la biodiversidad ; las comunidades andinas saben de adaptaciones de cultivos y de ciclos agrícolas, saberes milenarios que lamentablemente se están perdiendo.

“El impacto directo –agrega Rivera– lo recibimos ya sea por sequía, inundaciones o por deshielo, y con un desequilibrio climático extremo se pierde, primero, la biodiversidad, que puede ser alimenticia, medicinal o vital para el bosque; luego, desaparecen los alimentos y se ve amenazada la soberanía y seguridad alimentaria, se rompe el ciclo de producción, y esto no solo nos afecta a nosotros, sino repercute en toda la sociedad”.

Friajes inéditos
¿Y cuál es la situación de las comunidades amazónicas frente a esta crisis ambiental? “Existen tres tipos de problemas principales”, responde Eduardo Calvo, vicepresidente del Grupo de Trabajo II del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático. “En primer lugar este año hemos tenido el extraño caso del friaje en Puerto Maldonado , donde la temperatura bajó a 9 grados por la intensificación de algunas corrientes australes. Esto puso en riesgo la salud de las comunidades tanto nativas como de colonos. Fue algo inédito en una región donde se registran temperaturas de 26 y 27 grados. Otro aspecto relevante es el caso de la sequía, que en la Amazonía afecta no solo la disponibilidad de agua para beber, sino llega a dañar algunas especies que son claves para la supervivencia de los ecosistemas.

Tenemos un pequeño grupo de plantas que en períodos de sequía se convierten en fuente de alimentos para los animales, pero si estas temporadas secas se prolongan los ecosistemas sufren y la composición de las poblaciones de fauna y flora pueden ser dañadas.

En la Amazonía los ríos son también medios de transporte y en sequías prolongadas las vías de navegación se deterioran. Y el tercer punto es el aumento de los incendios forestales por las sequías y también por las malas prácticas agrícolas”.

Calvo participará en estos días en Amo Amazonía, un conjunto de actividades que buscan fortalecer las relaciones interculturales de esta región con el resto del país.

Seguros de vida
¿Qué hacer ante casos de familias afectadas por las inundaciones en Anta, en Cusco, o por niños que fallecen víctimas de la helada en Puno o por la alteración de los ecosistemas que afectan la subsistencia de comunidades amazónicas? Los planes de adaptación al cambio climático y los planes de mitigación pueden marcar el destino de las generaciones futuras.

Como dice Eduardo Calvo, nuestra tabla de salvación son las áreas naturales protegidas. “Son como un seguro contra el impacto del cambio climático, pues ofrecen mejores garantías para la supervivencia de los ecosistemas”.

Pronóstico del tiempo
En el Perú el 38,5% de la Población Económicamente Activa (PEA) se dedica a la agricultura, una actividad que, sobre todo, en las zonas altoandinas depende de las lluvias. Por eso la alteración del ciclo de lluvias (aluviones o sequías), debido a las variaciones del clima, afecta seriamente la vida de estas comunidades, y con el tiempo los daños podrían ser mayores. Según estudios sobre escenarios climáticos nacionales hacia el 2030, la costa, la sierra norte, parte de la sierra central y la selva sur incrementarían sus precipitaciones hasta un 20%, mientras que en la sierra central y sur estas disminuirán también hasta un 20%.