/ Artículo informativo

Helada tentación

Don Pedro Donofrio y su esposa Rafaella llegaron a Lima en 1897. Superando el cansancio y las distancias, don Pedro recorría las calles de Lima empujando su carretilla llena de helados que Rafaella preparaba con la nieve de los Andes, pues aún no existía el hielo artificial. El resultado fue espectacular: en poco tiempo la corneta y el pregón de don Pedro eran conocidos por todo Lima. Con el paso de los años, los heladeros y sus carretillas se multiplicaron en todo el Perú. Postal de 1966.

Foto: GEC Archivo Histórico
Foto: GEC Archivo Histórico / EL COMERCIO
Lilia Córdova Tábori

Don Pedro Donofrio y su esposa Rafaella llegaron a Lima en 1897. Superando el cansancio y las distancias, don Pedro recorría las calles de Lima empujando su carretilla llena de helados que Rafaella preparaba con la nieve de los Andes, pues aún no existía el hielo artificial.

El resultado fue espectacular: en poco tiempo la corneta y el pregón de don Pedro eran conocidos por todo Lima. Con el paso de los años, los heladeros y sus carretillas se multiplicaron en todo el Perú. Postal de 1966.

En este espacio publicaremos diariamente fotografías inéditas que encontramos en nuestro día a día investigando en el Archivo Fotográfico de prensa más grande del Perú. Además puedes seguirnos en nuestras redes sociales: , e .

Asimismo les presentamos la donde te ofrecemos una selección de nuestras mejores fotografías e ilustraciones. Además en nuestra tienda podrás adquirir la portada del día en que naciste.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

TAGS

CARGANDO SIGUIENTE...