Marylin Saldaña, el rostro de LIF Week 2014
Marylin Saldaña, el rostro de LIF Week 2014
Redacción EC

Su carrera en el modelaje empezó el día en que su madre la inscribió en una escuela de modelaje de San Borja.

tenía 12 años, era espigada como las mejores maniquíes y tenía esa actitud y porte requeridos para subir a las mejores pasarelas. Por ello su nombre no demoró en destacar.

La tierna adolescente que hoy se ha convertido en imagen de la sexta edición del Lima Fashion Week (LIF Week 2014) aún no puede creer lo que la vida le ha dado.

Empezó por todo lo alto, pues el mismo año que inició su aprendizaje en el modelaje la eligieron para ceñirse dos prendas de , el diseñador español que fue uno de los primeros invitados a la semana de la moda de Lima.

Luego vinieron algunos desfiles más, varios editoriales de moda (con total profesionalismo ha posado para “Somos” y “Hola! Perú”) y, finalmente, lo que para muchas chicas de su edad sería un paso decisivo: fue elegida entre 12 finalistas para representar al Perú en el .

Su primer destino en el exterior fue la ciudad de Shenzhen, en China. Allí, el mismo día de su cumpleaños 15 (27 de noviembre), Marylin se midió  con candidatas de todo el mundo para competir por un contrato de dos años (lo que equivale a un monto de aproximadamente 150 mil dólares) con la agencia de modelos internacional Elite Model Management.

Con total humildad, Marylin nos confiesa que no ganó, pero la experiencia le quedó marcada. “Fue mi primer viaje fuera del Perú, ¡viajé sola a los 14 años! Conocí chicas de otras culturas, aprendí más de la moda internacional [...] A los de Elite París y Miami les gustó mi estilo en pasarela”, cuenta emocionada y muy optimista de lo que entonces sembró y más adelante podría cosechar. 

MODELO EN FORMACIÓN
Marylin Saldaña Condezo va camino a cumplir 16 años. Vive en –con sus padres y sus hermanas Nelly y Qori, una bebe de 6 meses cuyo nombre quechua significa ‘oro’– y cursa el cuarto año de secundaria en el colegio Johannes Kepler.

Nos cuenta que es alumna aplicada y que aún no tiene muy claro qué hará cuando termine su etapa escolar. “Quizás estudie comunicaciones o psicología, pero aún no lo tengo decidido”, considera la novel modelo que por estos días se prepara para ser el foco de atención de la prensa, los diseñadores y las personas que asistan a los veinte desfiles de la sexta edición del LIF Week, que organizan ESV Producciones y El Comercio.

Para Marylin, la cuenta regresiva empezó. El 30 es el ‘fitting’ para designar qué tenidas llevarán las modelos en cada una de las pasarelas programadas para este año.

“Me encantaría”, reconoce la joven, quien hace unos días realizó su primera sesión fotográfica para ilustrar a la cita más importante con la moda local.

En aquella sesión, Marylin lució dos prendas de , una oportunidad que ella toma como un adelanto a lo que en su vida profesional se viene. Un camino que, seguramente, la llevará al éxito.