Redacción EC

Quito. El presidente de Ecuador, , llegó este miércoles a , procedente de Guayaquil, para monitorear en la capital la situación durante las manifestaciones contra la eliminación del subsidio a los combustibles, decretado en el marco de un acuerdo crediticio con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Sin embargo, poco después, el Gobierno informó que Moreno había regresado a Guayaquil. La información luego fue confirmada por la cadena estadoundiense CNN en Español, a la que el mandatario le brindará una entrevista.

Sin duda alguna, esto se va a solucionar muy pronto”, dijo el mandatario en un video retransmitido por un canal estatal de televisión luego de una gran movilización de aborígenes.

En la mañana, la ministra de Gobierno, María Paula Romo, indicó que Moreno llegaría a la capital “para supervisar, monitorear las cosas desde la ciudad de Quito, donde creen “que hay un mayor riesgo de tener incidentes hoy día”.

La llegada de Moreno a Quito se produjo poco después de que su vicepresidente, Otto Sonnenholzner, dijera desde Guayaquil que están logrando “frenar” la pretensión “de desestabilizar” al Gobierno."Gracias al esfuerzo de todos, gracias a lo que hacemos en conjunto con las Fuerzas Armadas, con la Policía Nacional, con los municipios del país estamos logrando frenar esta pretensión de desestabilizar al Gobierno Nacional por parte de grupos políticos organizados y enfocados en hacerle daño a Ecuador", dijo.

He venido a la ciudad de Quito con el fin de extender mi mano y poderles manifestar que ya tenemos primeros buenos resultados con respecto al diálogo”, manifestó.

Estamos obteniendo los mejores resultados del diálogo con los hermanos indígenas”, agregó Moreno sobre los contactos que se desarrollan con la mediación de las Naciones Unidas y la Iglesia católica.

Manifestantes indígenas irrumpieron el martes en la sede de la Asamblea Nacional de Ecuador. (AFP / Martin BERNETTI).
Manifestantes indígenas irrumpieron el martes en la sede de la Asamblea Nacional de Ecuador. (AFP / Martin BERNETTI).

Miles de indígenas avanzaron este miércoles sobre una militarizada ciudad de Quito en protesta contra los ajustes económicos que pactó el gobierno con el FMI y que encarecieron los combustibles, tras una semana de caos y disturbios en Ecuador.

Manifestantes indígenas protestan contra el presidente Lenín Moreno en Quito. (AFP / Martin BERNETTI).
Manifestantes indígenas protestan contra el presidente Lenín Moreno en Quito. (AFP / Martin BERNETTI).

Un río de manifestantes marchó en dirección al centro de la ciudad donde se encuentra la desocupada sede presidencial, mientras más adelante grupos menos numerosos de estudiantes y trabajadores se enfrentaron a piedra con la policía, que respondió con gas lacrimógeno.

Fuente: EFE