Guillermo Lasso, del movimiento CREO, participa en una caravana como parte de la campaña electoral en Quito, Ecuador. (EFE/ José Jácome).
Guillermo Lasso, del movimiento CREO, participa en una caravana como parte de la campaña electoral en Quito, Ecuador. (EFE/ José Jácome).
Agencia AP

Agencia de noticias

Nació en un hogar humilde y dio un salto hasta convertirse en banquero antes de lanzarse a la política. Ahora Guillermo Lasso buscará por tercera vez alcanzar la presidencia de .

MIRA: Elecciones Ecuador 2021: Quién es Andrés Arauz, el candidato más joven a la Presidencia | PERFIL

Pero este empresario y político de 65 años, un liberal reacio a eliminar la dolarización en su país y conservador en temas como el aborto y el matrimonio igualitario, no da señales de darse por vencido.

Lasso suma dos reveses en las urnas ante el expresidente Rafael Correa (2007-2017) y el actual mandatario Lenín Moreno (2017-2021) y en la actual contienda presidencial -que tendrá lugar este domingo 7 de febrero- libra una dura batalla con Andrés Arauz, un político mucho más joven que busca capitalizar el respaldo de sectores leales a Correa pese a que éste ha sido condenado por corrupción en Ecuador y vive fuera del país.

Aunque no destila el carisma de algunos de sus adversarios, Lasso trata de convencer al electorado de que es el líder indicado para confiarle la presidencia del país de 17 millones de habitantes.

“No queremos ocurrencias peligrosas como la de querer eliminar la dolarización; no creemos en ideas sacadas de la ineptitud... no queremos improvisación y vamos a demostrar que tenemos capacidad, voluntad y experiencia”, señaló a inicios de enero durante el lanzamiento de su campaña en Quito.

Fue una referencia a los comentarios del año pasado de su rival Arauz sobre una eventual desdolarización de la economía que mantiene desde el 2000 al dólar de Estados Unidos como moneda de circulación legal en sustitución del sucre.

Sin título universitario pero con algunos altos reconocimientos académicos, Lasso proviene de una familia humilde de Guayaquil, una ciudad portuaria del Pacífico, y es el último de 11 hermanos. Desde los 15 años se vio obligado a trabajar para costear sus estudios en el colegio.

Los candidatos favoritos para las elecciones en Ecuador. (AFP).
Los candidatos favoritos para las elecciones en Ecuador. (AFP).

Su primer trabajo fue en la Bolsa de Valores en una de las tareas más simples: escribir en una pizarra las cotizaciones diarias. A fuerza de constancia y dedicación fue creciendo en el mundo financiero hasta convertirse en dueño del Banco de Guayaquil. En 2012 renunció a todos los cargos en sus empresas financieras para dedicarse de lleno a la política a través del partido Creando Oportunidades (CREO).

Un año después -en 2013- se lanzó a su primera aventura presidencial y fue derrotado por Correa, un líder de izquierda que logró reelegirse. En su segundo intento, en 2017, Lasso perdió ante Moreno, entonces amigo y compañero de partido de Correa y de quien se distanció posteriormente en medio de acusaciones mutuas de traición.

Esta vez, como en las dos anteriores campañas, este exbanquero casado y con cinco hijos repite casi el mismo discurso de propuestas liberales en lo económico. Y aunque es visto como un político serio no tiene el atractivo que despiertan algunos de sus adversarios.

Andrés Páez, quien fue su compañero de fórmula en 2017, refirió que Lasso “no es el político tradicional, carismático, que despierta pasiones en las multitudes, no, pero es el político que en este momento necesita el país”.

“Es un hombre que tiene frialdad para tomar decisiones, medita mucho lo que va a hacer”, y además tiene mucha sensibilidad ante los problemas sociales, añadió Páez.

El plan de gobierno de Lasso incluye la creación de empleos mediante la aprobación de nuevos mecanismos de contratación y mayor presencia de la banca internacional, para lo cual espera cambiar leyes para hacer más atractivo al mercado financiero. Además promete generar riqueza a partir de los recursos petroleros, mineros y energéticos mediante la participación del sector privado para reemplazar el financiamiento estatal.

Para el analista y consultor político Alejandro Zavala, el candidato tiene una buena propuesta programática pero los ecuatorianos no votan de forma racional “y más cuando estamos en situación de crisis y pobreza. Por eso ganan los candidatos populistas que ofrecen cualquier cosa”.

“Si no se tiene un candidato carismático capaz de pegar en la masa, se debe cambiar la estrategia hacia una propuesta que sintonice con la multitud, en los barrios populares” y eso “no lo ha logrado su equipo de campaña”, agregó el analista.

La intención de voto en Ecuador. (AFP).
La intención de voto en Ecuador. (AFP).

Debido a las limitaciones impuestas por la pandemia, la campaña de Lasso se desarrolla sobre una camioneta tipo pickup desde la que el candidato dice a través de un megáfono “empleo, empleo y más empleo”. El Tribunal Electoral prohibió las concentraciones, las caravanas de más de 50 vehículos y la entrega de todo tipo de regalos o recuerdos de campaña.

“Eso es lo que he hecho durante 50 años de mi vida, crear empleo desde el campo privado”, insiste Lasso.

El exbanquero aseguró que de ganar la presidencia creará dos millones de puestos de trabajo a través del apoyo financiero a proyectos productivos en sectores como la agricultura, el turismo y la pesca, entre otros.

Lasso también propone una apertura económica con libre mercado y la integración con otros mercados internacionales. En cuando a los temas sociales, el abanderado de CREO es visto como un conservador por su firme oposición a la despenalización del aborto.

“No tengo que pensarlo dos veces, esta ocasión todos debemos votar por Lasso para evitar que regresen los correístas, que ya hemos visto que saquearon al país sin piedad ninguna”, dijo el ingeniero civil Juan Pazmiño, de 45 años.

Pero para la secretaria Rocío Arcentales, Lasso “representa a los banqueros, a los ricos y ellos jamás se han preocupado por las necesidades de la gente humilde”.

Una de las recriminaciones que se le hacen a Lasso es haber sido ministro de Economía del presidente Jamil Mahuad (1998-2000) cuando se estableció la dolarización de la economía. Según sus críticos, esto dio paso a una masiva migración a causa del empobrecimiento repentino de millones de ecuatorianos.

Al menos 15 candidatos, muchos de ellos desconocidos, se han presentado a la contienda, aunque Arauz y Lasso son los que obtienen mayor intención de voto, según los sondeos de opinión.

En caso de que este domingo ningún candidato alcance al menos el 40% de los sufragios y tenga 10 puntos de ventaja sobre el segundo más votado, se realizará una segunda vuelta electoral el 11 de abril. El ganador sucederá a Moreno a partir del 24 de mayo.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

_______________________________

VIDEO RECOMENDADO

¿Qué es y cómo se transmite el Coronavirus que surgió en China?

¿Qué es y cómo se transmite el Coronavirus que surgió en China?

TE PUEDE INTERESAR