Fiscalía pide cinco años de cárcel para Rodolfo Orellana
Fiscalía pide cinco años de cárcel para Rodolfo Orellana
Giovanna Castañeda Palomino

La fiscalía anticorrupción ha pedido cinco años de cárcel para por el delito de cohecho activo genérico, luego de concluir su investigación contra el abogado por encontrar un celular en su celda del penal Piedras Gordas en junio del 2015.

Este Diario tuvo acceso a la acusación penal de la Fiscalía Anticorrupción de Ventanilla, en la que precisan que el requerimiento también es para Carlos Carrizales Luque y César Olivares Laveriano, quienes eran los custodios de Rodolfo Orellana en el penal de Ancón. Para ambos el Ministerio Público pide siete años de pena privativa de su libertad, así como la inhabilitación para ocupar cargos públicos, por cometer el delito de cohecho pasivo propio.

Asimismo, la fiscalía solicita cinco años para la pareja del encarcelado abogado, Esther Carolina Furland, por ser cómplice de este delito de corrupción.

Esta acusación tiene como origen la investigación seguida contra Rodolfo Orellana por el presunto delito de lavado de activos a cargo de la fiscal Marita Barreto. En junio del 2015, en un operativo en la celda donde se encontraba el procesado en Piedras Gordas, se encontró una bolsa de plástico en el baño, donde estaba un teléfono celular con una bateria y un cargador.

Una interceptación de la comunicación telefónica que hizo el Grupo Orión, de la Dirección Antidrogas (Dirandro), descubrió que este teléfono celular llegó a manos de Orellana después que su pareja Esther Carolina Furland entregara mil dólares al agente penitenciario César Olivares, quien era custodio del abogado.

En las escuchas telefónicas realizadas al teléfono celular de la pareja de Orellana, se encontró que ella coordinó con Carrizales y Olivares para que le den un celular al abogado. Incluso, en un momento, a través de mensajes de texto, Orellana le escribe a Carolina Furland para decirle "que le prestaron un celular" y le da indicaciones de lo que tenía que hacer para conseguir uno propio.

Tras la incautación del celular en la celda, Orellana fue trasladado al penal de máxima de seguridad de Challapalca, ubicado en Tacna. Este cumple prisión preventiva por el presunto delito de lavado de activos.

LEE TAMBIÉN...

Enlace de Odebrecht con fiscalía trabajó en segundo gobierno aprista ► — Política El Comercio (@Politica_ECpe)

TAGS RELACIONADOS