Eliezer Benedetti

El recuerdo está latente. Resulta imposible olvidar cuando, un 4 de agosto del 2019, el júbilo se apoderó de la Playa Punta Rocas. Era de tarde, el sol estaba oculto, pero eso no fue impedimento para que el Perú brillara tanto como el oro. Tres compatriotas fueron los responsables del regocijo alrededor del mar. Uno de ellos era Lucca Mesinas, un mancoreño de sonrisa incesante, que protagonizó un recorrido triunfal sobre las olas mientras levantaba la bandera nacional por todo lo alto. ¿El motivo de su alegría? Haber conquistado la medalla dorada en los Juegos Panamericanos. Como si hubiera sido ayer. Pero no, ya pasó mucho tiempo desde ese día histórico y últimamente Lucca afrontó un desafío olímpico en Tokio 2020, donde tuvo el honor de ser el abanderado nacional. Aunque no se consagró con una presea, el peruano fue uno de los protagonistas de la competencia de surf y terminó su participación en el Top-5.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más